NUEVA CONCESIóN

Autorizan licitar ‘duty free’ en terminal 1 de Tocumen

Autorizan licitar ‘duty free’ en terminal 1 de Tocumen
La nueva concesión será por un periodo de 10 años y no de 20 años como ocurrió en 1997.

La junta directiva de Tocumen, S.A., autorizó a la administración del aeropuerto convocar a la licitación de los duty free de la terminal 1.

Waked International (WISA) y Motta International operan desde 1997 los mil 500 metros de área comercial en el edificio principal de Tocumen. Por esta concesión el aeropuerto recibió 173 millones de dólares a finales de este año.

Joseph Fidanque III, gerente de Tocumen, S.A., señaló que en dos semanas presentará ante los miembros de la junta directiva el monto mínimo que pedirá el aeropuerto por la nueva concesión.

La licitación ha generado el interés de importantes firmas extranjeras como DFS, Duffry, Duty Free America, Heineman, Dfaass, Legarde, Penna y Flamingo. Estas compañías operan en países como Singapur, Alemania, Suiza, Estados Unidos, Brasil, Italia, México, Canadá, China, Colombia, Chile, Inglaterra y en algunas islas del Caribe.

Una vez se adjudiquen los duty free de la terminal 1, Tocumen iniciará el proceso para licitar los locales comerciales del nuevo edificio de 20 puertas de abordaje y 116 mil metros cuadrados que debe estar operativo en 2018.

La consultora inglesa Pragma Consulting fue contratada por Tocumen para estructurar el esquema que se utilizará en ambas licitaciones.

“Los consultores diseñaron un esquema donde nos demostraron, basados en números reales, la cantidad de tiendas comerciales y tipo de producto que debemos tener en Tocumen”, indicó Fidanque III.

A diferencia de 1997, cuando Tocumen pidió el pago de derecho de llave, ahora la terminal aérea solicitará un desembolso o adelanto inferior, pero incrementará el canon que deben reportar los operadores por venta bruta.

Con este esquema, Pragma Consulting proyecta que la regalía de Tocumen por la concesión de los duty free será 20% más alta, que si se usa el sistema de derecho de llave. Además, se fijará un pago mínimo garantizado que protegerá al aeropuerto ante cualquier caída en las ventas brutas.

Edición Impresa