Decisión de la Corte favorece a Rousseff

Decisión de la Corte favorece a Rousseff
La presidenta de Brasil, Dilma Rousseff.

La Corte Suprema de Brasil decidió ayer que el Congreso debe volver a iniciar el proceso de impeachment contra Dilma Rousseff y redefinió las reglas del procedimiento, en una decisión considerada un triunfo para la mandataria.

Por ocho votos contra tres, los ministros del máximo tribunal del país decidieron que el Senado -donde el Gobierno cuenta con mayor apoyo político que en la Cámara de Diputados- tendrá la palabra final para admitir o no la instalación del juicio contra la presidenta.

La Corte anuló asimismo la comisión especial de mayoría opositora elegida la semana pasada por voto secreto y pidió reiniciar el proceso en una votación abierta.

El trámite de impeachment, lanzado a principios de mes por el presidente de la Cámara de Diputados y archienemigo de Rousseff, Eduardo Cunha, fue suspendido la semana pasada por la Corte Suprema después de la polémica elección de una comisión legislativa que debe analizar en primera instancia si el proceso debe proseguir o no.

La votación se realizó de forma secreta y resultó favorable a la oposición, lo que motivó a aliados del Gobierno a recurrir a la Corte para frenar el proceso.

Con la decisión de ayer, el parlamento de Brasil debe volver atrás y realizar de nuevo la elección de esa comisión, que dará los primeros paso s para destituir o no a la presidenta.

Luego será el plenario de la Cámara de Diputados quien deberá proseguir con el trámite, y según estipularon los ministros de la Corte Suprema ayer jueves, el Senado también deberá votar si admite o no el juicio contra la mandataria.

Rousseff es acusada por juristas y opositores de aumentar gastos sin permiso previo del Congreso y de tapar agujeros del presupuesto con préstamos de bancos estatales.

Edición Impresa