Decreto: un adiós sin honor

El exgeneral chileno Manuel Contreras, fallecido el viernes 7 de agosto, estaba impedido de recibir honores militares en su funeral por un decreto firmado recientemente por el Ministerio de Defensa, que prohíbe dichos actos en casos de militares condenados por la justicia, informaron las agencias internacionales de noticias.

El cuerpo de Contreras, internado desde el 24 de septiembre de 2014 en el Hospital Militar de Santiago de Chile, fue entregado la madrugada del domingo 9 de agosto a su familia, en absoluta reserva. Posteriormente, los restos fueron trasladados al Cementerio Católico de Santiago, “donde fueron cremados en una ceremonia privada”, en la que participaron su familia y otros exoficiales, se informó.

Bajo el mando de Contreras, a la DINA se le atribuye la mayoría de las 3 mil 200 muertes y desapariciones durante la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990).

Edición Impresa