SISTEMA PENITENCIARIO

Hacinamiento y Covid-19: un cóctel letal en las cárceles

Hacinamiento y Covid-19: un cóctel letal en las cárceles
Entrada de la cárcel de Santiago, Veraguas Archivo

Bolívar Polanco, de 54 años de edad, se convirtió en el primer preso en Panamá que muere por la Covid-19.

El hecho ocurrió el pasado domingo en la cárcel de Santiago, Veraguas, que tiene el mayor número de contagiados: 313 de los 503 reos.

Según la Dirección de Sistema Penitenciario, Polanco era diabético y estuvo aislado en un área especial de la Academia de Formación Policial de la Policía Nacional de Veraguas.

A través de un comunicado, la entidad informó que gestionaron su depósito domiciliario, pero fue negado por la autoridad competente. Sin embargo, no se explicó por qué no fue trasladado a un hospital. La Prensa consultó ayer sobre este tema al Ministerio de Gobierno, pero no hubo respuesta.

También se preguntó si Polanco era procesado o condenado y el delito por el que estaba preso, pero no se dio la información por “temas de confidencialidad”.

El caso volvió a encender las alarmas: el hacinamiento que reina en las cárceles de Panamá, la poca atención médica que reciben los presos y la mora judicial ponen en jaque a esta población en medio de la pandemia.

Hasta ayer, según datos oficiales, habían 664 contagiados. Después de la cárcel de Santiago, el penal con más presos enfermos es la Nueva Joya (228). Le siguen el Centro Femenino de Rehabilitación (97), en la capital; y Nueva Esperanza (26), en Colón.

Carlos Herrera Morán, presidente de la Comisión de Derechos Humanos del Colegio Nacional de Abogados (CNA), reprochó el hecho de que un “juez indolente de Veraguas” le negara el depósito domiciliario a Polanco.

En un comunicado, el CNA citó el artículo 17 de la Constitución, que establece que el Estado es garante de la vida de todos, por lo que debe planificar y ejecutar las políticas encaminadas a garantizar ese derecho. “Hay grupos de panameños frente a los cuales el Estado tiene un mayor nivel de responsabilidad y uno de estos lo integran los privados de libertad. Cada vez que el Órgano Judicial impone una pena privativa de libertad implica que se limita el derecho de libertad ambulatoria de la persona condenada (S...)”, advirtió.

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos ha pedido a Panamá no abandonar a los presos en medio de la pandemia.

Edición Impresa