Valores

¿Democracia sin demócratas?

Temas:

Hace varios años que el Latinobarómetro, el estudio de opinión sobre democracia, economía y sociedad que abarca 18 países de la región, viene evidenciando un declive en el apoyo de la democracia en esta parte del mundo.

El informe de 2017 describe el fenómeno como una “democracia diabética” que, lenta y silenciosamente, va destruyendo todo el andamiaje institucional y los valores en los que se sustenta el sistema. Así como la diabetes acaba matando, la situación de nuestras democracias parece estarnos llevando al abismo.

El creciente desencanto por la política, la ineficiencia de las instituciones, los intereses, la corrupción y la impunidad está haciendo crecer peligrosamente el hartazgo de los ciudadanos, haciéndoles perder su fe en los valores democráticos.

Y cuando se destruye la institucionalidad democrática, se abre la puerta a los autoritarismos, la irracionalidad, la intolerancia y la barbarie. Lo que acaba de pasar en Brasil, por ejemplo.

Jair Bolsonaro es el más reciente miembro de ese peligroso club de personajes que han ido alcanzando el poder utilizando discursos de odio y exclusión, y explotando valores ultraconservadores, nacionalistas y religiosos que han ido surgiendo por todos lados, alimentados por las crisis económicas y las olas migratorias. Es la historia de Donald Trump, del brexit, del proceso de paz de Colombia, de Vickor Orban en Hungría, del Gobierno de Polonia, del ultraderechista italiano Matteo Salvini o del creciente apoyo a Marine Le Pen en Francia.

En esta parte del mundo le vimos demasiado cerca la cara al monstruo del fundamentalismo religioso en las recientes elecciones de Costa Rica, y en nuestra casa, esos mismos han impuesto su agenda ultraconservadora en temas tan vitales como la educación, la salud o la protección de la niñez. Y no olvidemos lo que sucede en Venezuela, Nicaragua, Guatemala.

Por ello, es preciso reaccionar atacando los problemas de la democracia con más democracia, con más institucionalidad, con más respeto a los derechos humanos, con más libertades, con más educación, con más rendimiento de cuentas.

Y justo en el rendimiento de cuentas y el derecho a “la libre comunicación de los pensamientos y de las opiniones”, que la Declaración de los Derechos del Hombre y del Ciudadano de 1789 describió como “uno de los derechos más preciados del hombre”, sirvió como fundamento para enfocar el taller sobre hostigamiento judicial como la nueva forma de acoso a la libertad de expresión, organizado hace unos días por la Fundación para el Desarrollo de la Libertad Ciudadana, con el apoyo del Reino de los Países Bajos, la Fundación Fórum de Periodistas, el Consejo Nacional de Periodismo, el Tribunal Electoral y este diario.

Fue una jornada muy enriquecedora, en la que una y otra vez surgió el tema de los derechos humanos y la necesidad de llevar a colegios, universidades, jueces, fiscales, abogados y a toda la sociedad, esa buena nueva que en su momento fue la aprobación de la Declaración Universal de los Derechos Humanos por Naciones Unidas.

Es preciso recordar el papel que un panameño, Ricardo J. Alfaro, jugó en la redacción de ese documento surgido de las cenizas de la Segunda Guerra Mundial, como una promesa de la comunidad internacional de no olvidar que “el desconocimiento y el menosprecio de los derechos humanos han originado actos de barbarie ultrajantes para la conciencia de la humanidad...”, y que era preciso construir entre todos “un mundo en que los seres humanos, liberados del temor y de la miseria, disfruten de la libertad de palabra y de la libertad de creencias”.

Ese mensaje de 1948 sigue vigente, e incluso alcanza la categoría de urgente ante los acontecimientos mundiales y locales.

Urge apuntalar las bases del sistema democrático, haciendo de nuestros ciudadanos verdaderos demócratas. Ciudadanos que rechacen los discursos de exclusión, que vean con claridad que las particulares creencias religiosas no pueden convertirse en políticas públicas, porque la diversidad hay que protegerla, que defiendan la institucionalidad internacional surgida para defender los derechos humanos, que rechacen los autoritarismos. En fin, que defiendan los valores democráticos de igualdad, libertad y solidaridad. Urgen demócratas que defiendan la democracia.

La autora es abogada y presidenta de la Fundación para el Desarrollo de la Libertad Ciudadana

Comentarios

Cerrar

La función de comentar está disponible solo para usuarios suscriptores. Lo invitamos a suscribirse y obtener todos los beneficios del Club La Prensa o, si ya es suscriptor, a ingresar.

Suscríbase gratis por 30 días Prueba
Adquiera un plan de suscripción Suscríbase
Cerrar

Por favor introduzca el apodo o nickname que desea que aparezca en sus comentarios:

Comentar 0 comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Corporación La Prensa, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Lo último en La Prensa

méxico Migrantes prometen reagrupar caravana y seguir hacia EU

Cientos de migrantes en la fronteriza Ciudad Hidalgo, México. Cientos de migrantes en la fronteriza Ciudad Hidalgo, México.
Cientos de migrantes en la fronteriza Ciudad Hidalgo, México. AFP/Pedro Pardo

Alrededor de 2 mil migrantes centroamericanos que eludieron a la policía mexicana en un puente fronterizo y cruzaron un río ...

asamblea plenaria Llamados por las mujeres y los gais, en grupos de trabajo del sínodo del Vaticano

Un grupo anglófono dijo que la Iglesia extiende su amor a absolutamente todo el mundo y que ‘nadie debe sentir una falta de amor o de atención por su género, su estilo o su orientación sexual'. Un grupo anglófono dijo que la Iglesia extiende su amor a absolutamente todo el mundo y que ‘nadie debe sentir una falta de amor o de atención por su género, su estilo o su orientación sexual'.
Un grupo anglófono dijo que la Iglesia extiende su amor a absolutamente todo el mundo y que ‘nadie debe sentir una falta de amor o de atención por su género, su estilo o su orientación sexual'. AFP/Tiziana Fabi

Grupos de trabajos del sínodo de obispos sobre los jóvenes, hicieron llamados a favor de las mujeres, los homosexuales o las ...

organizada por Sotheby's Las joyas de María Antonieta, expuestas en Londres antes de una subasta

Entre las piezas subastadas se encuentra un colgante de diamantes con una perla natural y un par de pendientes. Entre las piezas subastadas se encuentra un colgante de diamantes con una perla natural y un par de pendientes.
Entre las piezas subastadas se encuentra un colgante de diamantes con una perla natural y un par de pendientes. AFP/Daniel Leal-Olivas

Las joyas de la reina María Antonieta, que durante dos siglos se mantuvieron fuera del alcance del público, fueron expuestas ...