Tal Cual

DIRECTA. Mientras se desarrollaban las vistas presupuestarias en la Comisión de Presupuesto de la Asamblea, el diputado Benicio Robinson hizo el siguiente comentario en Twitter: “Me parece irresponsable que se haya [sic] utilizado recursos para política, nombramientos excesivos y asesorías evadiendo los controles gubernamentales”. Lo que no está del todo claro es si se refería a otra institución que no fuera la Asamblea, porque casi no hay duda de que el comentario iba dirigido a sus colegas, ¿no?

COMO EN CASA. Las celdas de reos de alta peligrosidad en Punta Coco parecen ahora habitaciones de resort. Esta semana, la Policía descubrió que estaban equipadas con teléfonos celulares y satelitales. Parece que están bien servidos. Si estos individuos, alejados de la civilización, son capaces de obtener estos lujos, cómo será en La Joya. Y como van las cosas, Panamá está a un pasito de convertirse en el principal destino y atractivo turístico y laboral para los carteles de droga al sur del Río Grande. Solo falta nombrar embajador de buena voluntad del turismo panameño al Chapo Guzmán.

REVELADOR. Y, a propósito de reos, fotografías de un sospechoso detenido por su presunta vinculación con el reciente asesinato del excapitán Tony Grajales circulan desde ayer por las redes tras conocerse su identidad. Lo interesante es que el hombre aparece en ellas junto con otro exreo, de El Renacer, en una fiesta. En este caso, solo resta parafrasear el refrán… Dime con quién celebras y te diré de qué calaña eres.

FESTEJOS . Los del caso El Gallero tienen su fanaticada en La Villa de Los Santos, donde fueron recibidos como verdaderos héroes, entre tragos, vítores y fuegos artificiales, luego de que buena parte de los acusados fue declarada no culpable por un “tribunal”. Nada como Panamá. Ya debemos empezar a pensar en exportar nuestra justicia, pero especialmente, a nuestros virtuosos jueces.

UN MOMENTITO, POR FAVOR! La presentación del informe de gestión de la Alcaldía de Panamá ha sido pospuesta –sin que se conozcan los motivos– para una nueva fecha que tampoco se precisó. ¿Qué habrá pasado? ¿Acaso no está lista la maqueta de la maravillosa playa que nos hará el alcalde para bañarnos en las aún insanas aguas del Pacífico? Los 100 días se cumplen el próximo lunes, pero menos mal que no hay encuesta que mida su gestión. Algo así arruinaría su informe.

Edición Impresa

ENVÍOS POR EMAIL