CIUDADANOS PROTESTARON EN OBARRIO

Israel Cedeño: No se encontró evidencia de una reunión en La Fragata, pero las investigaciones continúan

Israel Cedeño: No se encontró evidencia de una reunión en La Fragata, pero las investigaciones continúan
Las pailas no dejaron de sonar en los predios de La Fragata. Román Dibulet

Las autoridades sanitarias no encontraron evidencias de que, la noche del miércoles 26 de agosto de 2020, se hubiese llevado a cabo una reunión en el restaurante bar La Fragata, en Obarrio, con lo que se estaría violando el toque de queda impuesto por la pandemia de la Covid-19.

Así lo dio a conocer, la mañana de este jueves, el director de la región metropolitana de Salud, Israel Cedeño, quien dijo que una vez fueron notificados del suceso se envió a Indalecio Navarro, quien es el director médico del centro de salud Emiliano Ponce de Calidonia.

Cedeño señaló que, según lo notificado por Navarro, no encontraron muestras de que el sitio hubiese sido escenario de una reunión o que se haya cocinado para una gran cantidad de personas. Agregó que el local está funcionando con el servicio a domicilio o la opción de que las personas vayan a buscar su pedido.

Cabe destacar que tanto Navarro como los agentes policiales tardaron en llegar a La Fragata, según consta en la transmisión, a través de redes sociales, que hizo Foco Panamá, y las imágenes divulgadas por medios de comunicación, como La Prensa. De hecho, las personas que protestaron en el lugar por la celebración de una reunión en pleno toque de queda coreaban consignas para exigir la pronta llegada de un juez de paz o de la gobernadora Judy Meana, lo cual nunca sucedió.

Una vez en el sitio, los agentes policiales no ingresaron de inmediato al restaurante y por un buen rato permanecieron en los predios, observando la protesta ciudadana. Cuando finalmente entraron a La Fragata, el local estaba vacío.

Consultado sobre este asunto, Cedeño reiteró que, cuando Navarro se presentó al sitio, no encontró mesas usadas y el cocinero estaba terminando de limpiar su área de trabajo. Navarro tampoco vio vehículos con línea amarilla u oficiales.

Se pudo observar que La Fragata tenía todas sus mesas acomodadas con manteles y vajillas. Se desconoce por qué, ya que se supone están cerrados desde el mes de marzo pasado, cuando el Ministerio de Salud (Minsa) prohibió a todos los restaurantes atender clientes dentro de sus locales. Los restaurantes tienen permitido únicamente preparar alimentos para llevar o de reparto a domicilio.

En cuanto a la gran cantidad de vehículos que se encontraban fuera de La Fragata, Cedeño dijo que se conoció que muchos vecinos del área usan ese espacio para estacionar sus automóviles. “No se encontró vehículo oficial, de ningún ministerio”, subrayó el funcionario.

Sin embargo, Cedeño informó que las investigaciones por este caso continuarán, debido a las imágenes que circularon en redes sociales. Se van a contactar a las personas cuyos gafetes gubernamentales fueron mostrados en las transmisiones en redes sociales, afirmó.

“Vamos a ir hasta las últimas consecuencias. Si había funcionarios del Minsa van a ser sancionados”, aseguró el director de la región metropolitana de Salud.

En La Fragata fue encontrado un carnet del ciudadano colonense Roberto Gómez Posso, quien el 17 de julio pasado anunció en sus redes sociales que tenía coronavirus y estaba en el hospital modular de Albrook. Por un lado, el gafete lo identifica como director de Coordinación Nacional de Proyectos (Conapro) del Ministerio de Vivienda. Por el otro, figura como funcionario asignado directamente al despacho del presidente Laurentino Cortizo. Desde enero pasado, Gómez Posso aparece en la planilla estatal como “coordinador de planes y programas” de la Presidencia de la República, con un salario de $4 mil al mes.

Igualmente, una mujer de nombre Alisson Staff, divulgó imágenes de la celebración de un cumpleaños, este miércoles, en La Fragata. Staff aparece en la planilla estatal desde marzo pasado, con la posición de “oficinista” en Aduanas, con un salario de $725 mensuales.

Staff escribió en su cuenta en Instagram lo siguiente: “Esa página Focop! lo único que saben es incitar disturbios, por suerte solo son un par de gatos y nunca logran crear una multitud real”.

Hasta altas horas de la noche, vecinos de Obarrio tocaban pailas y gritaban para que las personas dentro del local salieran. Los manifestantes se quejaron de que siempre se llevan a cabo reuniones y fiestas ahí, sin tomar en cuenta el toque de queda, vigente de 7:00 p.m. a 5:00 a.m.

Israel Cedeño: No se encontró evidencia de una reunión en La Fragata, pero las investigaciones continúan
Desde marzo pasado, los restaurantes tienen prohibido atender comensales en sus establecimientos. LP Román Dibulet

Por su parte el ministro de Seguridad, Juan Pino, se refirió a la situación y al por qué los agentes no ingresaron a local, argumentando que no pueden proceder sin la presencia de una autoridad competente.

Edición Impresa