Células madre, llenas de vida

Temas:

El inmunogenetista Alejandro Vernaza dirige el Programa de Donante Voluntario de Células Progenitoras Hematopoyéticas (CPH), mejor conocido como ‘Panamá-Dono’. LA PRENSA/Eric Batista. El inmunogenetista Alejandro Vernaza dirige el Programa de Donante Voluntario de Células Progenitoras Hematopoyéticas (CPH), mejor conocido como ‘Panamá-Dono’. LA PRENSA/Eric Batista.
El inmunogenetista Alejandro Vernaza dirige el Programa de Donante Voluntario de Células Progenitoras Hematopoyéticas (CPH), mejor conocido como ‘Panamá-Dono’. LA PRENSA/Eric Batista.

El director del Programa de Donante Voluntario de Células Progenitoras Hematopoyéticas (CPH) ­conocido como Panamá-Dono­, Alejandro Vernaza, tiene como meta que muchos en el país se inscriban en el mismo para donar células madre de la sangre periférica (del torrente sanguíneo) en un momento dado a un paciente con enfermedad hematológica que las amerite para sobrevivir.

En una entrevista con La Prensa, este biólogo e inmunogenetista que dirige el Laboratorio Nacional de Trasplante de Panamá de la Caja de Seguro Social (CSS) señala que para que muchos istmeños que padecen males, como leucemia, anemia, mieloma, etc., aumenten sus probabilidades de vida, es necesario tener como modelo otros proyectos del mundo, como por ejemplo el banco de donante voluntario de CPH de Nueva York, el cual cuenta actualmente con unos 8 millones de donantes inscritos; el de Londres, con 2 millones aproximadamente; y el de Israel, que tiene varios millones de donantes, etc.

El programa Panamá-Dono cuenta hasta la fecha con 195 donantes voluntarios de CPH no relacionados (es decir, que sus células no serían trasplantadas a un familiar) de sangre periférica, lo que daría una esperanza a aquellos pacientes que no tienen un hermano compatible genéticamente con él. “A medida que aumenta la cantidad de donantes en el programa Panamá-Dono, la posibilidad y la probabilidad de encontrarle un donante compatible a un paciente con enfermedad hematológica se incrementa”.

Antes de que finalice este año se espera contar con 2 mil donantes inscritos en el programa, estima Vernaza. A mediano plazo, la meta del proyecto es llegar a contar con 10 mil donantes con consentimiento, por lo que harán una campaña para incentivar la donación voluntaria de células progenitoras hematopoyéticas para crecer el banco.

“Este banco ayudará a la población, pues no tiene discriminación. Los programas de trasplante son para asegurados y no asegurados, y toda la población panameña, jóvenes, adultos y niños, se beneficiará”.

PARA SER DONANTE

Para ser donante no relacionado de CPH solo se necesita voluntad, ya que es un procedimiento sencillo e indoloro, explica. Para convertirse en uno, el primer paso es que se dirija al Laboratorio Nacional de Trasplante del Complejo Hospitalario de la CSS para firmar la hoja de “consentimiento de donación voluntaria de células de la sangre para ser utilizada en injerto de médula ósea no relacionada”. Aquellos mayores de 18 años pueden hacerlo en buen estado de salud, y solo los menores de edad podrían donarle a un hermano con autorización de sus padres.

Una vez hecho eso, entonces se le extrae una pequeña muestra de sangre (como la usada para hacer un hemograma) para así extraer su ADN y hacer un estudio genético de las células de su sistema HLA (Human Leukocyte Antigen). “Estudiamos 12 genes del complejo mayor de histocompatibilidad”. La información del donante se guarda en la base de datos del software de Panamá-Dono, y la persona será llamada en el momento en que los médicos hemátologos consideren la estructura genética del donante como la más compatible con un paciente, indica Vernaza.

Puede que no contacten al donante por no encontrar un receptor compatible, como puede que sí. Incluso, puede ser llamado varias veces para que vaya a donar en más de una ocasión. Si es compatible, se le harán exámenes previos a la donación para asegurarse de que es un donante sano.

Según Vernaza, si el médico acepta y encuentra una alta compatibilidad entre el posible donante y el receptor, se localiza al primero y se le comunica que Panamá-Dono ha encontrado que su estructura genética es compatible con la de un paciente que necesita sus células, por lo que se le pide que vaya a la Unidad de Trasplante del Complejo Hospitalario de la CSS a donar. Una vez allí se le extrae una unidad de sangre y de la misma “se obtienen las células que se requieren, y el resto de las células que no se necesitan se devuelve al donante mediante un proceso llamado plasmaféresis”. En el mismo, “la máquina obtiene las células que se necesitan y el resto se lo devuelve al donante”, como cuando se dona plasma.

En dicha unidad de trasplante hay un cuarto aislado con todas las condiciones necesarias para la extracción, ya que una vez se obtienen dichas células “hay que congelarlas para que sean guardadas, conservadas y preservadas, por lo que no se hará la extracción en otro lugar”.

El procedimiento es el mismo que se usaría en una donación de sangre, pero no se hará en el banco de sangre porque eso tiene otro propósito. “En el laboratorio de trasplante se tiene como meta obtener células blancas de la sangre, mientras que en la unidad de sangre lo que se extrae son glóbulos rojos”, afirma el especialista, que aclara que la extracción de la CPH no trae ningún riesgo para el donante.

EL BENEFICIADO

No cualquier tipo de paciente puede recibir un trasplante de CPH, sino solo aquel con una enfermedad de la sangre que ya no obtenga mejoría, en estado terminal, y su única esperanza de vida recae en dicha transfusión. Al llegar a este punto, “se le deben eliminar al paciente las células enfermas para crear los espacios para que vengan las células sanas [las donadas]”.

“Al enfermo se le eliminan todas las células blancas (células del sistema inmunológico, como linfocitos y monocitos) con radicación total del cuerpo del paciente y altas dosis de quimioterapia. Le deprimen la médula ósea, aislan al paciente, porque no puede quedar en su sistema una célula enferma, puesto que esta podría empezar a proliferar de nuevo, viniendo la recaída de la enfermedad”, dice.

Una vez logrado, se introducen las células blancas del donante en el paciente por vía periférica –canalizándolo como si fuera a hacerse una transfusión de sangre–, las cuales “irían a poblar la médula ósea de la persona, donde van a proliferar y producirse células sanas porque ya se eliminaron todas las células dañadas”.

PORCENTAJE DE ÉXITO

La probabilidad de éxito que tenga un paciente tras recibir dicho trasplante dependerá del tipo de la enfermedad, explica. “Hay enfermedades en que las probabilidades de que la persona sane de la enfermedad son del 40%. Nadie puede garantizar un 100%, pero puede oscilar entre un 40% y un 70%. Lo más importante es que el donante le ha dado una oportunidad que el paciente no tenía. Quizás ese es el punto más interesante en todo esto”.

De las enfermedades de la sangre, menciona que las más comunes son anemia aplásica y leucemia mieloide aguda y crónica. Con el trasplante de CPH, “las probabilidades de éxito de estas son del 50% aproximadamente. Al cabo de cinco años, las posibilidades pueden ser del 50%. Eso dependerá de cada individuo”.

Se busca fomentar la donación voluntaria

>>> Se busca fomentar la donación voluntaria

En Panamá, las enfermedades de la sangre (como la leucemia) afectan a una parte de la población.

Solo en la CSS, más de 50 personas al año necesitan un trasplante de este tipo, estima el hematólogo Ricardo Aguilar, jefe del Servicio de Hematología y Banco de Sangre del Complejo Hospitalario Metropolitano de la CSS, quien señala que en los 14 años que lleva la CSS trasplantando CPH de médula ósea “solo 3 de cada 10 pacientes tienen un donante compatible”.

Es decir, siete personas no tienen acceso a este tipo de tratamiento por falta de donantes.

Al tener un programa de donantes voluntarios no emparentados, podremos dar respuesta a mayor cantidad de pacientes con neoplasias hematológicas”.

Dentro de las personas que esperan un trasplante de células hematopoyéticas, hay un porcentaje importante que no cuenta con donantes y esto incluye niños, plantea el nefrólogo César Cuero, presidente de la Organización Panameña de Trasplantes.

En Panamá, las enfermedades de la sangre (como la leucemia) afectan a una parte de la población.

Solo en la CSS, más de 50 personas al año necesitan un trasplante de este tipo, estima el hematólogo Ricardo Aguilar, jefe del Servicio de Hematología y Banco de Sangre del Complejo Hospitalario Metropolitano de la CSS, quien señala que en los 14 años que lleva la CSS trasplantando CPH de médula ósea “solo 3 de cada 10 pacientes tienen un donante compatible”.

Es decir, siete personas no tienen acceso a este tipo de tratamiento por falta de donantes.

Al tener un programa de donantes voluntarios no emparentados, podremos dar respuesta a mayor cantidad de pacientes con neoplasias hematológicas”.

Dentro de las personas que esperan un trasplante de células hematopoyéticas, hay un porcentaje importante que no cuenta con donantes y esto incluye niños, plantea el nefrólogo César Cuero, presidente de la Organización Panameña de Trasplantes.

En este sentido, para incentivar la donación, el hematólogo Germán Espino, presidente de la Sociedad Panameña de Hematología, señala que están planeando ejecutar este año una caminata, con el fin de acercar a la población a este tema y ampliar la búsqueda de donantes. “El objetivo será recaudar fondos (...) y conocer, a través de la inscripción en la misma, si la gente está interesada en ser donante altruista, no pagado, y si no, por qué no”.

En Panamá, las enfermedades de la sangre (como la leucemia) afectan a una parte de la población.

Solo en la CSS, más de 50 personas al año necesitan un trasplante de este tipo, estima el hematólogo Ricardo Aguilar, jefe del Servicio de Hematología y Banco de Sangre del Complejo Hospitalario Metropolitano de la CSS, quien señala que en los 14 años que lleva la CSS trasplantando CPH de médula ósea “solo 3 de cada 10 pacientes tienen un donante compatible”.

Es decir, siete personas no tienen acceso a este tipo de tratamiento por falta de donantes.

Al tener un programa de donantes voluntarios no emparentados, podremos dar respuesta a mayor cantidad de pacientes con neoplasias hematológicas”.

Dentro de las personas que esperan un trasplante de células hematopoyéticas, hay un porcentaje importante que no cuenta con donantes y esto incluye niños, plantea el nefrólogo César Cuero, presidente de la Organización Panameña de Trasplantes.

En este sentido, para incentivar la donación, el hematólogo Germán Espino, presidente de la Sociedad Panameña de Hematología, señala que están planeando ejecutar este año una caminata, con el fin de acercar a la población a este tema y ampliar la búsqueda de donantes. “El objetivo será recaudar fondos (...) y conocer, a través de la inscripción en la misma, si la gente está interesada en ser donante altruista, no pagado, y si no, por qué no”.

Solo en la CSS, más de 50 personas al año necesitan un trasplante de este tipo, estima el hematólogo Ricardo Aguilar, jefe del Servicio de Hematología y Banco de Sangre del Complejo Hospitalario Metropolitano de la CSS, quien señala que en los 14 años que lleva la CSS trasplantando CPH de médula ósea “solo 3 de cada 10 pacientes tienen un donante compatible”.

Es decir, siete personas no tienen acceso a este tipo de tratamiento por falta de donantes.

Al tener un programa de donantes voluntarios no emparentados, podremos dar respuesta a mayor cantidad de pacientes con neoplasias hematológicas”.

Dentro de las personas que esperan un trasplante de células hematopoyéticas, hay un porcentaje importante que no cuenta con donantes y esto incluye niños, plantea el nefrólogo César Cuero, presidente de la Organización Panameña de Trasplantes.

En este sentido, para incentivar la donación, el hematólogo Germán Espino, presidente de la Sociedad Panameña de Hematología, señala que están planeando ejecutar este año una caminata, con el fin de acercar a la población a este tema y ampliar la búsqueda de donantes. “El objetivo será recaudar fondos (...) y conocer, a través de la inscripción en la misma, si la gente está interesada en ser donante altruista, no pagado, y si no, por qué no”.

RELLA ROSENSHAINRELLA ROSENSHAIN En este sentido, para incentivar la donación, el hematólogo Germán Espino, presidente de la Sociedad Panameña de Hematología, señala que están planeando ejecutar este año una caminata, con el fin de acercar a la población a este tema y ampliar la búsqueda de donantes. “El objetivo será recaudar fondos (...) y conocer, a través de la inscripción en la misma, si la gente está interesada en ser donante altruista, no pagado, y si no, por qué no”.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Destacados

Lo último en La Prensa

para combatir escasez Presidente Trump autoriza convocar a más pilotos militares retirados

Mandatario estadounidense, Donald Trump. Mandatario estadounidense, Donald Trump.
Mandatario estadounidense, Donald Trump. AFP/Brendan Smialowski

El presidente Donald Trump firmó el viernes una orden ejecutiva que facilitará a la Fuerza Aérea enfrentar lo que el Pentágono ...

COMICIOS DE GOBERNADORES Maduro advierte con repetir elecciones en estados donde ganó oposición

El presidente de Venezuela Nicolás Maduro. El presidente de Venezuela Nicolás Maduro.
El presidente de Venezuela Nicolás Maduro. AFP/Archivo

El presidente venezolano Nicolás Maduro amenazó este viernes 20 de octubre con inhabilitar a los gobernadores electos de la ...

Hace convocatoria Sampaoli: La presión afecta a Argentina

Jorge Sampaoli asumió las riendas del equipo argentino en el último tramo de la eliminatoria. Jorge Sampaoli asumió las riendas del equipo argentino en el último tramo de la eliminatoria.
Jorge Sampaoli asumió las riendas del equipo argentino en el último tramo de la eliminatoria. AP

La presión por ganar que encara la selección de Argentina cada vez que sale a la cancha “termina atentando contra el talento y ...