Decepción pingüina

´Happy Feet 2´ carece del encanto y la diversión de su antecesora, aunque su tema pro medio ambiente sea admirable.

Temas:

El cine animado hecho en Estados Unidos ha tenido un 2011 fatal.

No recuerdo en épocas recientes una cosecha tan pobre en cuanto a calidad y diversión en un género cinematográfico que nos ha dado clásicos como El Rey León, Up o Toy Story.

Hasta ahora no hay muchas producciones que tú digas emocionado: esa se ganará de seguro el premio Oscar en la categoría de mejor película animada.

Hagan memoria y verán.

Cars 2 fue bastante decepcionante tomando en cuenta que es de la casi infalible casa Pixar. Gnomeo and Juliet fue un extenso bostezo, aunque partía de una idea con potencial. Río estaba pasable, pero sin mayor rigor argumental.

De El gato con botas no puedo decir ni pío, porque todavía no la he visto.

Lo más admirable de este año ha sido Kung Fu Panda 2, que fue superior a la primera entrega y Arthur Christimas, una hermosa película sobre la magia y el espíritu de la Navidad de la que hablaré la otra semana.

Por ahora, entre estos dos títulos debe estar la pelea por la estatuilla dorada, salvo que alguna cinta animada fuera del circuito de Hollywood venga a dar la grata sorpresa de fascinarnos.

¿Happy Feet 2? Lo siento, es otra desilusión.

Desde que soy papá tengo dos maneras de medir el éxito de una película animada.

Por un lado, cómo reaccionó yo, adulto espectador, y la otra es la manera cómo recibe una película infantil mi hijo Diego, de recién cumplidos 5 años.

No es que siempre estemos de acuerdo (menos mal, ya que sería aburrido para ambos en nuestra sana química cinematográfica), pero hay veces en que concordamos a plenitud, y en Happy Feet 2 coincidimos: reinó en nosotros el desencanto.

Mientras yo no sabía la manera de acomodarme en la butaca, Diego quiso ir al baño tres veces, y de paso correr por la cafetería de la sala de cine. Esa es señal que no lo atrapó Happy Feet 2.

Esta cinta, escrita y dirigida por George Miller, tiene momentos de intensidad dramática y escenas emotivas, pero solo a ratos y no en la cantidad suficiente.

Los nuevos personajes secundarios, que tenían la misión de ser simpáticos, son ineficientes, pues su presencia se siente arbitraria y a veces hasta forzada.

Happy Feet 2 advierte que la naturaleza está herida y habla de lo importante de ayudarnos entre todos, pero no es suficiente para que sea una película extraordinaria.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Ricardo Alberto y Luis Enrique Martinelli Linares, cuyo paradero es desconocido, tenían cuentas bancarias en Europa, escondidas bajo la identidad de terceros, que hoy revelan que los verdaderos dueños eran ellos.
Archivo

SOBORNOS DE ODEBRECHT Los Martinelli, según la versión de sus cómplices

AEROPUERTO Despega operación de Taeca

Se trata del primer vuelo comercial  e internacional que se realiza desde la terminal aérea colonense.
LA PRENSA/Roberto Cisneros

Grupo de empleados se va a huelga El caso de Copa se decidiría en 10 días

Unos 600 trabajadores de la aerolínea panameña protestaron ayer en las instalaciones del Aeropuerto Internacional de Tocumen.
Roberto Cisneros

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Lo último en La Prensa

HISTORIAS DE MI PUEBLO Los símbolos del santeño (II)

Los símbolos del santeño (II) Los símbolos del santeño (II) Vídeo
Los símbolos del santeño (II) LA PRENSA

Historias de mi pueblo es un proyecto periodístico de La Prensa. Vea más aquí.

Historias de mi pueblo Los símbolos del santeño (I)

Los símbolos del santeño (I) Los símbolos del santeño (I) Vídeo
Los símbolos del santeño (I) LA PRENSA

Historias de mi pueblo es un proyecto periodístico de La Prensa. Vea más aquí.