CONTENIDO PATROCINADO

5 prácticas sencillas para gastar menos y ahorrar más

5 prácticas sencillas para gastar menos y ahorrar más
Estos tips le ayudarán a detectar qué gastos podrían convertirse en ahorros.

¿Se ha preguntado alguna vez adónde se fue todo el dinero al final de mes? ¿Por qué no alcanza para todos los compromisos financieros adquiridos? ¿O por qué ahorrar parece una tarea imposible?

Entre tantos gastos diversos, ahorrar y tener un buen control de sus finanzas podría ser una labor difícil, pero no es imposible. La realidad es que hay gastos que son necesarios, pero otros no; y estos últimos, sabiendo detectarlos y anticiparlos, podría convertirlos en ahorros.

Le compartimos cinco sencillas prácticas con las cuales logrará detectar qué gastos podrían estar afectando sus finanzas sin retorno y cómo podría transformarlos en una fuente de ahorro para su libertad financiera.

 

5 prácticas sencillas para gastar menos y ahorrar más
Estos tips le ayudarán a detectar qué gastos podrían convertirse en ahorros.

Podría parecer una técnica compleja, pero un presupuesto es la mejor herramienta para saber cómo gestionar sus finanzas. Primero, enfóquese en conocer cuáles son sus ingresos y egresos. Luego, defina qué cantidad de dinero va a destinar para cada una de sus metas. Si desarrolla este hábito, manejará su dinero de forma más controlada, ahorrará más y su vida se facilitará. En definitiva, con un presupuesto podrá disminuir esa sensación de que el dinero “no le alcanza” y podrá ser mucho más organizado con el mismo.

5 prácticas sencillas para gastar menos y ahorrar más
Estos tips le ayudarán a detectar qué gastos podrían convertirse en ahorros.

Si bien es recomendable ahorrar para prepararse ante cualquier eventualidad que se presente en un futuro, es mucho más fácil lograrlo si define de manera precisa para qué serán esos ahorros. Tome en cuenta cuáles son sus objetivos a mediano y largo plazo. Analice su situación actual, luego prepárese para lo que realmente quiere y necesita. En muchas ocasiones, puede considerar algo como “inalcanzable”, cuando en realidad puede lograrlo si se planifica con tiempo y organización.

5 prácticas sencillas para gastar menos y ahorrar más
Estos tips le ayudarán a detectar qué gastos podrían convertirse en ahorros.

Una cuenta de ahorros siempre es buena idea para manejar mejor sus finanzas. Es un espacio seguro en el que puede depositar su dinero, ganar intereses y disponer del mismo cuando lo necesite.

Es mucho más fácil evitar gastar su dinero en cosas que no son prioridad si los deposita en una cuenta con un objetivo específico. De esta manera, podrá recordar siempre su norte y administrar mejor sus ingresos. Asimismo, aunque esta cuenta de ahorros no sea de tipo “intocable”, comprométase a usar sus fondos cuando realmente lo necesite.

Es importante que investigue también qué tipo de cuenta de ahorro se ajusta mejor a sus necesidades. Por ejemplo, una cuenta como “Crecer más” de Credicorp Bank, le permite decidir la frecuencia de los depósitos, el monto que desea ahorrar en un tiempo establecido, sin depósitos mensuales obligatorios, y adaptar los plazos de retiros acorde a tus metas.

5 prácticas sencillas para gastar menos y ahorrar más
Estos tips le ayudarán a detectar qué gastos podrían convertirse en ahorros.

Es muy importante que promueva el hábito del ahorro a sus hijos desde que son muy pequeños. De esta manera, cuando tengan sus propios ingresos, sabrán administrarlos de forma eficiente.

Predicar con el ejemplo es lo ideal para inculcarle a sus hijos este hábito para que estén preparados a siempre tener dinero ahorrado para emergencias y para cumplir metas a futuro. Ayúdeles a crecer con esta mentalidad, es una enseñanza que cambiará sus vidas para bien.

5 prácticas sencillas para gastar menos y ahorrar más
Estos tips le ayudarán a detectar qué gastos podrían convertirse en ahorros.

La planificación lo es todo. En muchas ocasiones, hay gastos que se ven tan lejanos, que puede olvidar prepararse para ellos con anticipación. Uno de ellos son los gastos educativos de sus hijos, especialmente el de la educación universitaria. Costear esta última es cada vez más difícil. Por ello, mientras más se organice con tiempo, más fácil le será pagarlo. En lugar de esperar a que llegue ese momento en la vida de sus hijos para enfrentarse a la situación, puede organizarse desde muchos años antes.

Para este objetivo en particular, aproveche las diversas herramientas financieras que ofrecen las entidades bancarias. Algunos bancos, como Credicorp Bank, le ofrecen el Plan de Ahorro Educativo Inteligente, que es ideal para prepararse poco a poco para invertir en algo tan importante como la educación de sus hijos.

Edición Impresa