POLIDEPORTIVO

Talibán amenaza a niño afgano aficionado a Messi

Un niño afgano que saltó a la fama después de ser fotografiado portando una camiseta de Lionel Messi hecha con bolsas de plástico, se vio obligado a huir con su familia de la capital de Afganistán, después de que el Talibán y otros grupos criminales amenazaron con asesinarlo o secuestrarlo. Desde que se convirtió en una sensación de internet, Murtaza —ahora de siete años y seguidor del astro argentino del Barcelona— no ha podido asistir a la escuela y ahora vive junto con su familia en una habitación sin calefacción en Kabul, relató la madre del menor, Shafiqa Ahmedi.

Señaló que Murtaza ha enfermado debido al frío y la humedad. “Siempre tiene frío”, comentó el viernes. Las temperaturas en Kabul rondan los 11 grados Celsius (52 Fahrenheit) durante el día.

La fotografía de Murtaza con su playera de Messi hecha de plástico mientras jugaba al fútbol se hizo viral en redes sociales hace dos años. Conoció a su ídolo en diciembre del año pasado. Pero su popularidad se ha vuelto una pesadilla para Murtaza y su familia.

“Quisiera que Murtaza nunca se hubiera hecho famoso”, dijo a The Associated Press su madre.

Edición Impresa