fútbol

El reto del nuevo técnico de Panamá

El reto del nuevo técnico de Panamá
Thomas Christiansen.Gabriel Rodríguez

Thomas Christiansen habla perfectamente el español. Él es el nuevo director técnico de la selección mayor masculina de fútbol, cuyo objetivo principal será clasificar a Panamá al Mundial de Catar en 2022.

Christiansen, quien nació el 11 de marzo de 1973 en Dinamarca y también es de nacionalidad española, fue presentado ayer por parte de la Federación Panameña de Fútbol, mediante una conferencia en la plataforma Zoom.

Panamá intenta conseguir su segunda clasificación a un Mundial, tras su participación en Rusia 2018.

Christiansen deberá cumplir con la cuarentena obligatoria por la enfermedad del nuevo coronavirus. El danés llegó el lunes a Panamá.

“Es todo un honor dirigir la selección de Panamá. Es un sueño hecho realidad”, dijo el nuevo estratega de Panamá, que afronta en octubre la próxima fecha de la eliminatoria camino a Catar.

Debido a la pandemia del nuevo coronavirus, la Concacaf planteó un nuevo formato para la eliminatoria, en la que se reemplazó el tradicional hexagonal, por un octogonal, integrado por México, Estados Unidos, Costa Rica, Jamaica y Honduras, dejando tres plazas que serán llenadas mediante el proceso de la eliminatoria.

A Panamá le toca liderar uno de los seis grupos conformados por cinco selecciones cada uno, que tendrán la tarea de terminar de primero en cada uno de ellos, para así entrar a disputar, en partido de ida y vuelta, una eliminatoria de la que saldrán los tres mejores, que se unirán a la octagonal final, que tiene como premio tres cupos directos a Catar y un repechaje.

Al ser cuestionado sobre sus retos en la selección, Christiansen reveló que será el más grande que afrontará y lo hará con la “máxima ilusión”. “La verdad es lo principal: llevar a un país a un Mundial es lo bonito, es lo que todos soñamos, y como país será lo más bonito. Trabajar y hacer crecer la selección, estamos trabajando una nueva metodología para dejar un legado en el fútbol panameño.

Christiansen se hace cargo del puesto que había dejado vacante Américo Gallego en abril pasado.

Panamá es cabeza de grupo del D en las eliminatorias de la primera fase.

“Este es un proyecto que me atrae mucho. Es un proyecto a corto y largo plazo”, dijo el nuevo estratega, que se caracteriza por tener el control del partido.

Eligió el prototipo del jugador panameño. “Hay material para hacer un buen trabajo, hemos visto y evaluado a muchos jugadores”, detalló el estratega.

“Queremos que las categorías inferiores, los aficionados y patrocinadores se sientan orgullosos de su selección”, declaró. Christiansen se refirió a la plaza que necesita ganar Panamá para avanzar a la octagonal final de la Concacaf. El nuevo técnico dijo que “todos son juzgados por los resultados”.

“Vivimos en Panamá, y este es un reto, queremos crear un proyecto a largo plazo”, agregó Christiansen, quien explicó brevemente la diferencia de dirigir en una selección y un club, ya que esta sería su primera oportunidad a cargo de un aspirante al Mundial. “Estas dos facetas las veo muy parejas”.

Resaltó el potencial de los jugadores y anunció que ya cuenta con una lista de 60 futbolistas locales. Mostró su preocupación por la Liga Panameña de Fútbol, detenida por el nuevo coronavirus y que es la casa de muchos de sus posibles convocados. “Me preocupa mucho la salud de los jugadores”, agregó.

Edición Impresa