CANASTA DE ALIMENTOS

Control de precios temporal resiste cinco años de gobierno

El control de precios que fue anunciado en julio de 2014 como una “medida emergente” para acabar con la especulación, se mantendrá vigente hasta que finalice la administración del presidente Juan Carlos Varela.

Ayer, el Gobierno anunció que extenderá hasta julio de este año el Decreto Ejecutivo 165 del 1 de julio de 2014, que establece el control de precios de 22 productos de la canasta básica. Se trata de 10 decretos consecutivos que ha firmado el Ejecutivo para prorrogar la disposición, que considera ha sido “efectiva” en la reducción del costo de los alimentos de primera necesidad.

Con esta maniobra, el panameño supuestamente se ahorraría entre 52 dólares y 58 dólares al mes.

Cuando se inició el control de precios en julio de 2014, el costo de la canasta básica era de 355 dólares. El último reporte del Ministerio de Economía y Finanzas detalla que el precio de la canasta básica familiar conformada por 50 artículos era de 305.46 dólares en octubre de 2018. Sin embargo, en esta cesta de productos no se incluyen otros artículos de primera necesidad como jabón, pasta dental, papel higiénico, toallas sanitarias y desodorantes, entre otros artículos de aseo personal y del hogar, que tienen un peso considerable en las compras mensuales que hacen los consumidores.

Para el economista Olmedo Estrada, el control de precios está en contraposición a un mercado de libre oferta y demanda. “Poner una regulación a determinados productos genera un efecto negativo en otros, debido a que surgen alteraciones incontrolables de precios o distorsiones”, señaló.

Distingue que “con el control de precios no hay manera de ahorrar, como lo dicen los que hoy gobiernan el país”.

Edición Impresa