INDUSTRIA

Dudas envuelven al cemento importado

Dudas envuelven al cemento importado
Dudas envuelven al cemento importado

Las obras hechas con cemento importado pondrían en duda la calidad de las construcciones, debido al tiempo que transcurre entre la fabricación del producto y su utilización, además de la falta de reglamento técnico para la supervisión del material.

La afirmación la dio a conocer Pedro Acosta, presidente de la Unión Nacional de Consumidores y Usuarios de la República de Panamá (Uncurepa) y miembro de la Comisión Panameña de Normas Industriales y Técnicas (Copanit).

“Después de 60 días de fabricación, el cemento va perdiendo calidad y ese es el peligro que corremos. Cuando nos traen un barco lleno de ese producto, no sabemos qué tiempo pasó desde que lo hicieron, porque no hay una reglamentación técnica que controle lo que nos están vendiendo”, dijo el vocero de Uncurepa.

Edgardo Villalobos, subdirector general de Salud Ambiental del Ministerio de Salud, explica que el cemento no vence como si fuera un alimento. Sin embargo, “el cemento pierde su calidad cuando le entra humedad y comienza a endurecerse”.

Dudas envuelven al cemento importado
Dudas envuelven al cemento importado

En este momento la norma técnica de cemento que rige en el país es de 1998 y no es de obligatorio cumplimiento.

“Desde hace 20 años se establecieron dos normas internacionales: la ASTM C 595 y la ASTM C 1157. Nuestra posición es que, a falta de una norma local actualizada, todo el cemento que se vaya a importar cumpla con estas normas internacionales”, dijo Jorge Luis Quirós, miembro de la comisión de materiales de la Cámara Panameña de la Construcción (Capac).

Actualmente hay una propuesta para actualizar la normativa local, pero ello todavía no se ha formalizado. Está en espera de la firma del Ministerio de Comercio e Industrias de Panamá. “La comisión evaluó la propuesta como en mayo de 2018, pero aún no ha salido la normativa”, dijo el vocero de la Capac.

A finales de noviembre del año pasado, empresas del sector cementero alertaron sobre la entrada a Panamá de 7 mil toneladas de cemento de China para la venta en los establecimientos comerciales.

“Corremos el peligro de que Panamá y China hayan negociado la entrada de cemento con la reglamentación vigente desde hace 30 años”, dijo el vocero de Uncurepa.

El reglamento nuevo establece que el cemento que entre al país debe pasar por dos pruebas.

El representante de los consumidores advierte que de no haber una reglamentación a la importación de cemento, no puede haber bodegas llenas del producto importado.

Edición Impresa