PETRÓLEO

Exxon compra campo para almacenar crudo de esquisto

Exxon Mobil Corp., que a principios de este año compró los derechos a 120 mil hectáreas en la región de esquisto más prolífica de Estados Unidos, tiene ahora un lugar para estacionar parte de ese nuevo petróleo.

El productor compró una terminal de almacenamiento de crudo en el oeste de Texas para transportar crudo desde la cuenca pérmica hasta las refinerías y puertos de la costa del golfo.

El complejo de tanques es la primera instalación “anclada” a derechos de perforación en un área que incluye el terreno que Exxon adquirió por 6 mil 600 millones de dólares a la legendaria familia de exploradores de petróleo Bass, dijo la compañía en un comunicado enviado al regulador bursátil de Estados Unidos.

Localizado en la pequeña población de Wink, el complejo puede manejar 100 mil barriles por día y está enlazado al sistema de oleoductos Plains Alpha Crude Connector.

La operación es la más reciente de una serie de adquisiciones de Exxon este año que apunta a aumentar su huella en la región pérmica. Wink comenzó como un campo de trabajo para obreros petroleros con el descubrimiento en 1926 del yacimiento Hendrick, de acuerdo con la Asociación Histórica del estado de Texas. Exxon compró las instalaciones de Genesis Energy LP, pero no reveló el precio.

Edición Impresa