SISTEMA FINANCIERO

Fallas en esquema de prevención derivaron en multas

Fallas en esquema de prevención derivaron en multas
Fallas en esquema de prevención derivaron en multas

Credicorp Bank recibió dos sanciones por parte de la Superintendencia de Bancos de Panamá (SBP) por montos de $500,000 y $287,500. La razón: fallas en el sistema de prevención contra el blanqueo de capitales detectadas y por incumplimiento del régimen bancario.

Las sanciones de la SBP surgen de una inspección especial efectuada en el banco entre octubre y diciembre de 2015, y que derivó en una sanción ejecutoriada en diciembre del año pasado.

“ Las falencias que resultaron de esa inspección especial de 2015 han sido solventadas. Nuestra industria es dinámica y nos hemos ido actualizando”.


Darío Forero
Vicepresidente de Auditoría de Credicorp.

Para hacer un proceso administrativo de este tipo, el regulador toma una muestra de expedientes de un grupo de clientes y los analiza.

Los inspectores evalúan la estructura de control y herramientas de monitoreo, como por ejemplo, si se reportan las operaciones sospechosas con informes de calidad y si el gobierno corporativo se ejecuta bien, entre otros factores.

Entre los hallazgos había deficiencias en los perfiles de los clientes y su clasificación de riesgo, documentación pendiente, o la identificación de las personas políticamente expuestas (PEP), que tienen un tratamiento especial.

Darío Forero, vicepresidente de Auditoría de Credicorp Bank, dijo que la fecha de corte de la información analizada fue agosto de 2015, cuando la nueva ley de prevención de blanqueo de capitales que se aplicó como referencia entró en vigor en el mes de abril de ese mismo año.

En ese tiempo, dijo, no se había terminado de incorporar algunos parámetros que aplicaban en la nueva ley.

Las sanciones no están vinculadas al caso de la constructora Odebrecht, que usó cuentas en Credicorp y otros bancos para transferir fondos ilícitos, según investigaciones judiciales.

Aunque el banco tenía la oportunidad de llevar el caso a la Sala III de la Corte Suprema de Justicia, decidió zanjar el caso y pagar la multa. La entidad había iniciado ya un proceso de reestructuración de su departamento de cumplimiento “para adecuarlo a las mejores prácticas”, manifestó Forero.

La entidad señaló que “cumple a cabalidad con las normativas bancarias y hemos sido reconocidos por entidades de renombre internacional por nuestros avances. Estamos complacidos de haber resuelto favorablemente y dejado estos temas atrás”.

Edición Impresa

ENVÍOS POR EMAIL