COMERCIO

Panamá se postula en el TLC como plataforma para banca china

Panamá se postula en el TLC como plataforma para banca china
Panamá se postula en el TLC como plataforma para banca china

La inclusión de un capítulo financiero en el tratado de libre comercio (TLC) que negocian Panamá y la República Popular China haría más atractiva la plaza para que se establezcan las grandes empresas chinas del sector financiero.

Así lo manifestó ayer Alberto Alemán Arias, jefe negociador de Panamá, al término de la IV ronda de negociaciones, celebrada en la capital panameña.

Uno de los bancos que ha mostrado interés por implantarse en Panamá es el Industrial and Commercial Bank of China (ICBC), el banco más grande del mundo por volumen de activos, que estaría pendiente de recibir autorizaciones internas para solicitar una licencia general a la Superintendencia de Bancos de Panamá.

Alemán aclaró que la llegada del banco no está directamente ligada al tratado de libre comercio, porque Panamá es atractivo para las operaciones de bancos transnacionales.

En tanto, con el tratado de libre comercio Panamá aspira a posicionarse como un punto de acceso al resto del mercado latinoamericano para los bancos asiáticos.

Habitualmente, China no accede a negociar un capítulo financiero en sus acuerdos comerciales. De hecho, solo los tratados con Corea del Sur y con Australia incluyen el sector financiero.

Alemán destacó el hecho de que Panamá haya conseguido negociar un capítulo financiero, pero reconoció que se deben seguir acercando las posiciones. “El mercado financiero de Panamá es relativamente abierto en relación al de China. Lo que se busca en esta negociación es un balance adecuado”, apuntó.

Al respecto, el viceministro de Comercio Exterior, Néstor González, apuntó que el inicio de la relación diplomática el año pasado provocó que las empresas chinas se fijaran más en Panamá.

Acceso a mercado

Uno de los aspectos más sensitivos en la negociación de un acuerdo de libre comercio es el acceso al mercado. En el caso de Panamá, productores e industriales han manifestado en varias ocasiones su preocupación por ser desbancados por los productos chinos, afectando la generación de empleos local.

A la vez, las delegaciones buscan condiciones favorables para vender sus productos en el atractivo mercado chino.

González dijo que “hemos hecho avances, pero no podríamos decir que se ha cerrado algún producto específico. Hemos puesto por delante las sensibilidades y lo que el sector privado nos ha pedido. Así lo saben los negociadores de China”.

El acceso al mercado, las reglas de origen, procedimientos aduaneros, servicios financieros e inversiones, así como capítulos institucionales y legales, son algunos de los temas que se seguirán conversando en la próxima reunión de las delegaciones.

Alemán adelantó que la próxima ronda de negociaciones será en Pekín, con una fecha por definir.

Edición Impresa