ECONOMíA

Pekín pide calma a los inversionistas extranjeros

China está dando rienda suelta a sus voceros —y a su billetera— en tanto intenta aplacar a los inversionistas de cara a una regulación más estricta de los mercados financieros.

En el comentario de la portada del Financial News, dirigido por el banco central, instó a los inversionistas a no reaccionar en forma exagerada a las regulaciones más estrictas.

La autoridad monetaria evitará que las oscilaciones de la liquidez excedan el nivel tolerable, dijo el China Securities Journal—propiedad de la Agencia de noticias oficial Xinhua— en un artículo de opinión en primera plana.

El Banco Popular de China inyectó más de 20 mil millones de dólares esta semana al sistema financiero por medio de operaciones de mercado abierto que cualquier otro día desde enero en tanto el rendimiento de los bonos del gobierno de referencia subió al nivel más alto en dos años.

Los funcionarios encargados de formular las políticas están tratando de enviar una señal muy clara: no quieren un proceso de desapalancamiento desordenado, dijo Tommy Xie, economista en Singapur de Oversea-Chinese Banking Corp.

Edición Impresa