AUTOMOTOR

Toyota apuesta al dominio de los modelos híbridos

Toyota apuesta al dominio de los modelos híbridos
Toyota apuesta al dominio de los modelos híbridos

Como prueba de la magnitud de la apuesta de Toyota Motor Corp. a que los autos híbridos dominarán los vehículos a nuevas energías hasta por lo menos el fin de la próxima década, basta con mirar a su proveedor de baterías.

A pesar de su nombre, Primearth EV Energy Co. no fabrica baterías para los vehículos eléctricos puros que emergen como el más reciente rival de los híbridos a gasolina y electricidad, que están presentes desde hace más de 20 años. PEVE, de la cual Toyota posee el 80.5% y Panasonic Corp. el 19.5%, solo produce celdas para híbridos tradicionales, y la gran mayoría de estos corresponde a la variedad más antigua y pesada de níquel-hidruro metálico en lugar de iones de litio.

La compañía no tiene prisa por cambiar de estrategia y apunta a tomar una decisión para principios de la década de 2020 sobre si producir las baterías de mayor densidad de energía necesarias para los híbridos enchufables y los VE, dijo en una entrevista Shigeki Suzuki, el presidente de PEVE.

Esperar más tiempo probablemente significará perder la oportunidad, dijo, al destacar el rápido ascenso de los competidores chinos Contemporary Amperex Technology Co. y BYD Co.

“Aún estamos tratando de ponernos al día en esas tecnologías”, dijo Suzuki, que hasta asumir su cargo actual en 2013 dirigió el desarrollo de nuevas baterías, en la sede de PEVE en Kosai, Japón.

“La fortaleza de Toyota está en los híbridos, y en este momento Toyota cuenta con nosotros en lo que respecta a baterías para híbridos. Estamos abocados a pleno a seguir el ritmo de esa demanda”, indicó.

Objetivo de Toyota

El presidente de Toyota, Akio Toyoda, coloca los híbridos en el centro de una meta de vender 5.5 millones de vehículos electrificados para 2030, la mitad de su total pronosticado de ventas.

Toyoda, que ha admitido haber demorado en la búsqueda de autos exclusivamente a baterías que adoptan cada vez más las compañías automotrices rivales y las autoridades, quiere que 4.5 millones de su meta de ventas correspondan a híbridos, ya se trate de la variedad tradicional o de su variante enchufable.

PEVE tiene en la actualidad capacidad para cubrir sólo alrededor de la tercera parte de esa cantidad. A los efectos de zanjar la brecha, la compañía fabricante de baterías desarrolla una enérgica expansión.

Para 2021 planea elevar su capacidad en Japón a cerca de 2.5 millones de packs por año. También duplicará la producción en China a alrededor de 210mil packs anuales cuando entre en operaciones una segunda fábrica en 2020.

Edición Impresa