VENEZUELA

Venderán moneda virtual en privado

Las primeras ventas de la criptomoneda de Venezuela se negociarán en privado, lo que puede permitir que el Gobierno ofrezca descuentos más amplios a medida que usa la divisa digital para evitar una escasez de dólares.

Una ronda inicial de ventas de alrededor de 40% de la moneda virtual, el petro, se llevará a cabo el próximo mes para inversionistas institucionales, según un libro blanco publicado el miércoles. Si bien un borrador anterior mostraba un proceso transparente con descuentos de hasta 60% para los compradores iniciales, el documento final mostró que las transacciones serán privadas. El plan es vender el resto de la emisión de la moneda al público a descuentos decrecientes para fomentar su uso en las compras diarias y transacciones más grandes, como el pago de impuestos.

Las ventas representan una gran iniciativa del presidente Nicolás Maduro para reordenar la economía de Venezuela, después de que su moneda, el bolívar, perdiera prácticamente valor en medio de una inflación de cuatro dígitos y una de las recesiones más profundas del mundo.

También podrían ayudar al país a evitar sanciones que desalienten las transacciones en dólares. “Este es el momento de acelerar la entrada del petro, de tener fe en lo que hemos creado y en la capacidad tecnológica e intelectual de nuestro país”, dijo Maduro en la televisión estatal. “El petro tendrá un gran impacto en cómo accedemos a las monedas extranjeras para el país y en cómo obtenemos los bienes y servicios que necesitamos de todo el mundo”.

El precio de referencia para el petro estará vinculado al costo de un barril de petróleo venezolano, o alrededor de $60. Si bien Maduro ha dicho que la criptomoneda estará respaldada por las reservas de petróleo del país, las más grandes del mundo, no existe un mecanismo para intercambiar la divisa digital por el crudo u otros activos duros.

Alrededor de 38.4 millones de petros, de un total de 100 millones, estarán disponibles para los compradores institucionales a partir del 20 de febrero.

Edición Impresa