ARANCELES

Vietnam resulta favorecido por guerra comercial

Vietnam resulta favorecido por guerra comercial
Vietnam resulta favorecido por guerra comercial

Vietnam es, con diferencia, el mayor ganador de la guerra comercial entre Estados Unidos y China, conforme los importadores desvían sus pedidos para evitar aranceles más altos.

La nación del sudeste asiático, que comparte frontera con China, obtuvo pedidos equivalentes al 7.9% del producto interno bruto (PIB) en el año hasta finales del primer trimestre de 2019 por la desviación comercial a productos sujetos a aranceles, según un estudio efectuado por los economistas de Nomura Holdings Inc. Rob Subbaraman, Sonal Varma y Michael Loo.

Países que reciben más pedidos

7.9% del PIB es el monto de pedidos recibidos por Vietnam hasta finales del primer trimestre del año. 2.1% del PIB es el monto de pedidos recibidos por Taiwán, que ocupa el segundo lugar entre los ganadores.



Taiwán ocupa el segundo lugar entre los ganadores, con ganancias equivalentes al 2.1% del PIB. Ambas economías ganaron mucho más de los aranceles estadounidenses a China que de los aranceles chinos a Estados Unidos.

El análisis muestra que los pedidos estadounidenses y chinos de más de la mitad de los 1,981 productos sujetos a gravámenes en la disputa comercial entre Estados Unidos y China se han desviado, lo que supone un cambio en los ganadores y perdedores de la cadena de suministro global.

Nomura comenzó con las listas arancelarias oficiales de los códigos de productos y las comparó con los datos comerciales mensuales de los mismos productos, incorporando los aranceles a más de $250,000 millones en productos chinos y $110,000 millones en productos estadounidenses.

Los analistas estimaron la ganancia para las 50 principales economías del mundo en el período de 12 meses.

Los aranceles estadounidenses a China han provocado la sustitución de importaciones, principalmente en productos electrónicos, seguidos de muebles y artículos de viaje.

Para los aranceles de China a Estados Unidos, los pedidos de soja, aeronaves, granos y algodón tenían mayor probabilidad de desviarse de Estados Unidos a economías de terceros como Chile y Argentina.

Edición Impresa