Propuesta

Cámaras de comercio elaboran plan para pequeñas empresas

Cámaras de comercio elaboran plan para pequeñas empresas
El Gobierno otorgará préstamos a las pequeñas y medianas empresas hasta por un monto de 150 mil dólares con intereses bajos y condiciones flexibles. Pastor Morales

Los miembros de la Federación de Cámaras de Comercio de la República de Panamá (Fedecámaras) presentaron una propuesta al presidente de la República Laurentino Cortizo para impulsar la recuperación de 62,000 micro, pequeñas y medianas empresas (mipymes), seriamente afectadas por la pandemia de la Covid-19.

Una encuesta realizada por la Fedecámaras a 900 empresas en el país (72.18% de ellas microempresas) reveló que el 41% de los consultados suspendió los contratos de sus trabajadores, el 27.4% cerró sus negocios, un 15.1% redujo su jornada laboral, el 12.5% optó por el teletrabajo y un 4% tomó otras medidas como el adelanto de vacaciones de 2021, detalla la consulta que se desarrolló entre el 16 y 21 de mayo de 2020.

Para tratar de revertir los daños económicos de la pandemia y recuperar 310,000 empleos directos, el gremio empresarial, integrado por 15 cámaras de comercio, sustenta su iniciativa en cinco puntos.

En la propuesta enviada a Cortizo, la Fedecámaras propone adecuar un plan de ayuda económica directa no reembolsable que permita cubrir el pago de salarios y gastos de servicios públicos de las mipymes.

Operación local

De las mipymes encuestadas recurren en primera instancia a los bancos para financiar sus operaciones y el 21.9% utiliza fondos propios, de familiares y amigos. En menor escala, acuden a las financieras, reveló la consulta realizada en mayo pasado a 900 empresas.

También plantean la necesidad de incorporar a las mipymes al régimen de interés preferencial. Según la Fedecámaras es “un paso necesario para combatir las prácticas abusivas de parte del sector financiero”.

Otras de las propuestas consiste en crear una banca estatal para atender y resolver las necesidades de liquidez y acceso de fondos de las mipymes que garantice la protección de miles de empleos, o en su efecto promover, desarrollar y fortalecer el sistema de microfinanzas BMF) con la activa participación de la Fedecámaras.

El documento entregado al Ejecutivo también sugiere el establecimiento de un comité o comisión nacional que se encargue de elaborar las políticas y parámetros de crédito que incluyan a las organizaciones que promueven la actividad de las mipymes, el Gobierno, la Fedecámaras y la banca local.

Y por último, proponen fomentar los emprendimientos y mipymes innovadoras que pueden proveer soluciones y tecnologías para los desafíos sanitarios, sociales y productivos.

Fulvia de Vargas, presidente de la Fedecámaras, manifestó que la crisis puede abrir paso a la elaboración de una política económica para las mipymes más democrática, con políticas públicas orientadas a un “nuevo pacto ético, social y económico”, que aborde conjuntamente los intereses y aspiraciones de las micro, pequeñas y medianas empresa a nivel nacional y no solo de las empresas de la región interoceánica.

La Fedecámaras aboga por el fomento e impulso de modelos asociativos entre las mipymes, productores y otros sectores que permita el nacimiento de ofertas que los integren a la cadena productivas de valor.

Igualmente, recomienda poner en práctica proyectos de logística multimodal de inversión público-privada, para mejorar el manejo de carga a menor costo, destinados a integrar al interior del país con la región interoceánica, detalló Vargas.

“Nos preocupa que las financieras son la única alternativa de las mipymes para acceder a créditos”.

Ramón Martínez, ministro de Comercio e Industrias (Mici), manifestó que el plan de recuperación de las mipymes elaborado por el Gobierno está listo. El Consejo de Gabinete aprobó la semana pasada la firma del contrato de préstamo por 150 millones de dólares entre el Ministerio de Economías y Finanzas y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) con el objetivo de otorgar apoyo financiero a la micro, pequeñas y medianas empresas dedicadas al comercio, servicio y actividades agropecuarias, dijo.

Este plan consta de cuatro programas, entre ellos el de activación de capital que va dirigido a las micro empresas con el otorgamiento de préstamos hasta por un monto de 10,000 dólares libre de interés.

Los primeros 5 mil dólares serían fondos no reembolsables que se deberán destinar para el pago de planilla y los 5 mil dólares restantes serían un préstamo con condiciones “bien flexibles”.

Según el funcionario, uno de los requisitos para optar por este programa es que las empresas no podrán repartir dividendo los primeros dos años y deben generar por lo menos tres empleos.

Otro de los requisitos es que se promueva la formalización empresarial y la capacitación en uso de tecnología.

Martínez también mencionó que a las pequeñas y medianas empresas se les otorgará préstamos hasta por un monto de 150 mil dólares con intereses bajos y condiciones flexibles.

“El Banco Nacional de Panamá será el administrador de estos fondos y otorgará líneas a las entidades bancarias y financieras para que las empresas puedan solicitar las facilidades financieras de forma rápida”, detalló Martínez.

También se refirió a la banca de oportunidades, un programa que dirige la Autoridad de la Micro Pequeña y Mediana Empresa (Ampyme) y que está dirigido apoyar a emprendedores.

El ministro de Comercio, enfatizó que el programa estatal apoyará a las mipymes que tenga como mínimo 18 meses de operación continua antes de que se declarara estado de emergencia nacional por la pandemia del coronavirus (Covid- 19) en marzo pasado.

Edición Impresa