JAPóN

Un país que envejece mientras nacen menos niños

Un país que envejece mientras nacen menos niños
Japón se enfrenta a una caída en la producción por el envejecimiento de la población.AP

El número de nacimientos en Japón ha caído este año a su menor nivel desde que comenzaron los registros hace más de un siglo, con alrededor de 941 mil nuevos bebés, dijo el Ministerio de Salud, en una prueba del desafío que enfrenta el país ante una población envejecida y en retroceso.

La cantidad de nacimientos será cerca de 4% más baja que el año pasado y el menor nivel desde que el Gobierno comenzó a compilar los datos en 1899, dijo el ministerio.

“Lo que está detrás de esto es un continuo declive en el número de mujeres en la típica edad de maternidad de 25 a 39 años”, dijo un funcionario del Ministerio de Salud.

El número de muertes probablemente aumente en 3% con respecto al año previo, el máximo registrado después de la Segunda Guerra Mundial, lo que resulta en el mayor declive natural de la población.

Estos datos no incluyen a ciudadanos extranjeros que viven en Japón, que representan el 1% de la población. Sin incluir a los extranjeros, el país tiene una población de unos 125 millones de habitantes.

Los gobiernos han intentado durante años alentar a las familias a tener más hijos, pero la población sigue contrayéndose y envejeciendo.

Las personas mayores de 65 años representan el 27.2% de la población total, el índice más elevado de la historia, según datos difundidos en julio, mientras que aquellos menores de 14 años cayeron a un mínimo récord de 12.7%. Japón ha sido resistente a abrirse a la inmigración. Muchos japoneses se enorgullecen de lo que ven como una homogeneidad cultural y ética, incluso mientras la población envejece y la fuerza de trabajo se encoge.

Recientemente, el Gobierno ha estado incrementando sus esfuerzos por atraer a estudiantes y trabajadores calificados del extranjero.

Edición Impresa