Hoy por hoy

De 700 adolescentes mayores de 14 años de la comarca Gnäbe Buglé que participaron en una investigación del Instituto Conmemorativo Gorgas de Estudios de la Salud, el 76.6% ya había tenido contacto sexual. Una cantidad importante de estos jóvenes, de ambos sexos habían sido forzados a mantener relaciones íntimas. El resultado de esa muestra es la altísima prevalencia de todo tipo de infecciones de transmisión sexual en esta población. La hepatitis B, la sífilis, la gonorrea, el herpes y el virus de inmunodeficiencia humana fueron detectados ampliamente en esta población. Estos jóvenes son doblemente vulnerables, ya que por una parte sufren los embates de las tradiciones de su comunidad y por la otra, deben convivir con carencias en los servicios públicos de salud y educación. El trabajo del Gorgas nos recuerda la importancia de hacer políticas públicas fundamentadas en evidencias científicas. O actuamos ya con las estrategias de salud y educación que empoderen y protejan a esta población, o condenaremos a estos jóvenes y por ende al país a las peores condiciones del subdesarrollo y, a la miseria.

Edición Impresa