Sociedad de la información

Día Mundial de Internet

El 17 de mayo conmemoramos el Día Mundial de la Sociedad de la Información, conocido como Día Mundial de Internet. Este día fue establecido para dar a conocer las posibilidades que el uso de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC) pueden ofrecer a las sociedades y a sus economías. El término Sociedad de la Información fue utilizado por primera vez a inicio de los años 80, por el profesor japonés Yoneji Masuda, en su libro The Information Society as a post-industrial society, y en 1994 fue incorporado a la estrategia de conformación de la Unión Europea.

La Sociedad de la Información representa el conjunto de posibilidades que ofrecen los medios digitales para el procesamiento, almacenamiento y transmisión de la información, sin restricciones de distancia, tiempo, cantidad y formato. En la práctica, es el resultado del progresivo desarrollo y aplicación de las TICs y su impacto en las formas de organización económica y social. En este tipo de sociedad, y como nunca antes, los usuarios han tomado control de lo que sucede en internet.

La inteligencia colectiva que se crea dentro de los medios sociales y digitales, le da al usuario el poder de definir qué es importante y qué no; de comprar y vender todo tipo de bienes y servicios, y de aprobar a través de un “me gusta”, lo que una marca comparte en sus redes sociales. Los usuarios que forman parte de la sociedad de la información se conectan entre sí mediante dispositivos que van desde sus teléfonos inteligentes hasta sus televisores, que les permiten acceder a los medios digitales para comunicarse, publicar y compartir todo tipo de información, personal y profesional.

Tras la experiencia de la pandemia Covid 19, el consumidor ya no le tendrá miedo a las experiencias online. Llegó el momento para que las empresas formen parte de esta sociedad de la información, digitalizando sus negocios para hacer llegar a los clientes sus productos, servicios, mensajes y experiencias de marca. Los medios digitales abren paso a un cambio fundamental en la forma en que nos comunicamos. Adaptarse a este cambio ya es imprescindible para la vida en sociedad.

El autor es investigador en TIC de la Universidad Tecnológica de Panamá y miembro de Ciencia en Panamá.

Edición Impresa