SALUD

Críticas regionales a proyecto de ley de VIH

Críticas regionales a proyecto de ley de VIH
Críticas regionales a proyecto de ley de VIH

El proyecto de ley 518, que establece el marco jurídico para el abordaje integral de las infecciones de transmisión sexual y el virus de inmunodeficiencia humana (VIH), que es impulsado por el ministro de Salud, Miguel Mayo, fue rechazado por nueve organismos regionales vinculados con el tema.

A través de un comunicado, los representantes de los nueve grupos regionales que trabajan en el tema VIH –desde México hasta Argentina– emitieron una “alerta” dirigida a las poblaciones de Panamá, América Latina y el Caribe sobre lo que llamaron “ la ley de sida en Panamá”.

Los activistas de las organizaciones sostienen que el proyecto de ley, que recibió primer debate en la comisión legislativa de Trabajo, Salud y Bienestar Social de la Asamblea Nacional, contiene “una fuerte carga moralista y religiosa” e impulsa “acciones dirigidas a la promoción de la abstinencia, la fidelidad y la demora del inicio de las relaciones sexuales”.

El comunicado añade que las Naciones Unidas aconseja no desviar el foco del tema del plano de salud al moralista, dado que la epidemia de sida es un problema complejo en el que todavía prevalecen el estigma y la discriminación.

También plantea el grupo que en el proyecto de ley no se toma en cuenta la población mayormente afectada con la epidemia.

Para el director de la Fundación Pro Bienestar y Dignidad de las Personas Afectadas por el VIH/sida (Probidsida), Orlando Quintero, las apreciaciones de los representantes de las nueve organizaciones no gubernamentales de la región carecen de fundamento. Además, calificó como “absurdo y estúpido” expresiones como que el “proyecto de ley abre claras sospechas sobre la promoción de la realización de las pruebas de VIH a favor de un interés económico particular, promovido por sus posibles beneficiarios durante la discusión de la ley”.

Quintero explicó que los señalamientos de estos organismos surgen a raíz de una consulta que elevaron grupos de la sociedad civil panameña en relación con la modificación de dos artículos de la propuesta, uno que solicita que una pareja que va a contraer matrimonio conozca si uno de los dos es portador del VIH y otro sobre el derecho del recién nacido a llegar al mundo sin el virus. “Este es un asunto de deber”, aseguró.

Dayra García, directora ejecutiva de la organización Viviendo Positivamente, confirmó que el comunicado de las redes internacionales surge a raíz de una información que ellos les compartieron sobre las modificaciones que recibió en primer debate el proyecto de ley, para conocer su posición.

Agregó que en estos momentos analizan el comunicado, conscientes de que la futura ley es de aplicación en el país y brinda más protección y derechos a quienes viven con el virus.

El último informe del Ministerio de Salud sobre el tema del VIH/sida indica que en 2016 se reportaron mil 587 casos nuevos de VIH/sida, de los cuales mil 140 fueron hombres y 447 mujeres. La región de salud metropolitana y San Miguelito encabezan la lista de casos.

Edición Impresa