Daños en el parque natural de Portobelo

El desarrollo de una construcción causó daños al suelo marino y corales en el parque nacional de Portobelo, en la provincia de Colón.

En una inspección, Elizabeth Castro, encargada de esta área protegida por la Autoridad Nacional del Ambiente (Anam), halló una retroexcavadora que extraía material y restos de coral.

Según las evaluaciones de esa entidad, la excavación dentro de la zona marina de la reserva tenía una extensión aproximada de siete metros de largo y dos de ancho. La profundidad era de de 5.6 metros.

Esta acción, sostiene Castro, va en contra de las actividades legales vigentes dentro del parque nacional Portobelo y que están establecidas en la Ley No. 91 de diciembre de 1976.

Dicha norma no permite ninguna construcción sobre los arrecifes coralinos.

Las autoridades de la Anam informaron que tomarán las medidas correspondientes del caso, ya que la maquinaria estaba “cerca de una de las edificaciones que conforman las fortalezas históricas de Portobelo”.

Edición Impresa