ESPAñA

Extesorero admite contabilidad opaca en el Partido Popular

Extesorero admite contabilidad opaca en el Partido Popular
Luis Bárcenas. Archivo

El partido conservador gobernante en España tenía una contabilidad oculta, admitió en el día de ayer públicamente ante un tribunal Luis Bárcenas, extesorero de la organización y quien es juzgado como protagonista de una amplia red de corrupción.

Gerente y después tesorero del Partido Popular (PP) de 1989 a 2009, Bárcenas ya había revelado en 2013 -interrogado por un juez a puerta cerrada- la existencia de una “caja negra” de la organización, con dinero no declarado. En ese momento, aseguró asimismo haber entregado dinero en sobres al actual jefe de gobierno, Mariano Rajoy.

Interrogado ayer lunes públicamente por primera vez sobre esta “caja B”, Bárcenas confirmó que existieron “recursos que no estaban en la contabilidad oficial”. Se trataba, según él, de “donaciones” de empresarios que no esperaban contrapartidas.

Bárcenas testificó en el marco del juicio por la llamada trama Gürtel, iniciado en octubre, en el que podría ser sentenciado a 42 años de prisión.

La trama era supuestamente dirigida por el empresario Francisco Correa, quien pagaba sobornos y hacía regalos a funcionarios del PP para hacerse con la adjudicación de obras públicas para empresas “amigas”. Si los empresarios obtenían un contrato, estos entregaban una comisión, una parte de la cual era para Bárcenas, según dijo Correa en el juicio.

Es “una acusación infundada, en todo caso es una idiotez”, afirmó ayer Bárcenas. “No he recibido nada, absolutamente de Correa, ni para mí ni para el PP”, agregó.

Bárcenas debe explicar el origen de su fortuna de 48 millones de euros ($51 millones) en cuentas suizas. El lunes alegó que siempre manejó grandes sumas de dinero en efectivo, sobre todo porque se dedicaba a la venta de obras de arte.

También defendió a Rajoy, al afirmar que el presidente del PP dio órdenes en 2003 de no trabajar más con las empresas de Correa, “porque le contaron que Correa se dedicaba a actividades ilícitas”.

Rajoy no ha asumido ninguna responsabilidad en la trama Gürtel, pero lamentó haber enviado en 2013 un mensaje de texto a Bárcenas en el que le decía: “Sé fuerte”.

Edición Impresa