DISCAPACIDAD

Una JMJ abierta para todos

Una JMJ abierta para todos
Una JMJ abierta para todos

La Secretaría Nacional de Discapacidad (Senadis) también se prepara para la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) en enero de 2019.

La entidad lleva adelante desde inicios de 2018 una serie de cursos básicos de lenguaje de señas, que se imparten de lunes a viernes en el Centro de Convenciones Atlapa a los voluntarios de la JMJ y personal de diversas entidades públicas.

“El fin de estos cursos es equiparar la comunicación entre las personas sordas y los oyentes”, indicó el director de Participación Ciudadana del Senadis, José Townsend.

Townsend manifestó que la institución ha instado a los sacerdotes a que tomen estos cursos de lenguaje de señas, porque “creemos que el rito de la confesión debe ser entre feligrés y sacerdote y no por medio de un intérprete”.

Otro aspecto en el que están trabajando es en asesoramiento en accesibilidad universal. El funcionario señaló que los arquitectos de la Senadis brindan este apoyo al Comité Organizador Local (COL) para que a la hora de aprobar los planos de las diferentes estructuras que albergarán los eventos de la JMJ se garanticen las facilidades de acceso a las personas con discapacidad. Esto, para el caso de que sean llamadas por el papa Francisco a subir a la tarima.

La directora de Senadis, Magali Díaz, informó que hacen gestiones junto con el COL para garantizar la inclusión de las personas con discapacidad que profesan la religión católica.

En tanto, Iris de Valenzuela, integrante del equipo de discapacidad de la sección de salud del COL, enfatizó en la necesidad de sensibilizar a la población hacia las personas con discapacidad.

En el caso del transporte, Valenzuela indicó que los miembros de ese comité diseñarán una ruta para trasladar a la población con discapacidad y movilidad reducida hacia un área especial y que puedan ingresar sin ningún tipo de inconvenientes a los actos.

No obstante, las personas designadas para esta área son libres de decidir si quieren quedarse en ese sitio o si quieren quedarse con el grupo de peregrinos.

Adelantó que se comunicarían con aquellos que ofrecerán sus casas como alojamiento para garantizar los espacios accesibles a las personas con distintas discapacidades.

Todos estos esfuerzos, dijo Valenzuela, se realizan para lograr la igualdad de oportunidades.

Edición Impresa