PECULADO

Juzgado mantiene como complejo y bajo reserva caso de compensación de buses

Juzgado mantiene como complejo y bajo reserva caso de compensación de buses

El Juzgado Octavo Penal mantuvo como compleja y bajo reserva la investigación abierta por la Fiscalía Anticorrupción de Descarga por presunto peculado tras la compensación irregular de buses tipo “diablos rojos” entre los años 2010 y 2014.

En fallo fechado el pasado 31 de julio, la jueza Leira Terán determinó que la fiscalía siga con la investigación y mantuvo la reserva de las pesquisas.

La jueza se fundamentó en la Ley 121 del 31 de diciembre de 2013, que regula los delitos de delincuencia organizada y detalla que el Ministerio Público podrá utilizar técnicas de investigación especiales, entre ellas, declarar las pesquisas bajo reserva.

La investigación se inició en 2012

La investigación de este caso se inició en el año 2012, tras una denuncia presentada por el exdirector de la Autoridad de Tránsito y Transporte Terrestre Juan Pablo Mora, en la que revelaba irregularidades en la asignación de compensaciones a buses ‘diablos rojos’ de la ruta Mañanitas y reasignados a dirigentes de Sicotrac.



El fallo precisa que el Ministerio Público cumplió en todo momento con la Constitución y la ley al declarar como compleja la investigación. Además, destaca que la reserva decretada tiene su asidero en el hecho de que la publicidad que pudiera darse en torno al proceso podría afectar la investigación.

Como parte de este caso, el juzgado ha otorgado fianzas de excarcelación y fianzas para no ser detenidos por un monto que supera los 7 millones de dólares.

Entre las fianzas de mayor cuantía otorgadas en este proceso están las de un millón de dólares –cada una– a favor de Roberto Salomón Homsany y Edmond Maurice Homsany.

Asimismo, la fianza de $600 mil concedida a César Augusto Robles y la de $300 mil a favor de Arnaldo Castro.

También fueron concedidas fianzas de $400 mil a Luis Pineda Solís y de $150 mil al exsecretario de la Asamblea Nacional Franz Wever.

En este caso, la fiscalía formuló cargos a 532 personas, entre las que se encuentran funcionarios y exfuncionarios de la Autoridad de Tránsito y Transporte Terrestre (ATTT), dirigentes transportistas y particulares, a quienes se les acusa de la supuesta comisión de los delitos de peculado y corrupción de servidores públicos.

Entre los hallazgos de la fiscalía destacan la compensación a un mismo bus en más de una ocasión; que algunos “diablos rojos” fueron compensados como si operaran en las rutas de corredor, aunque no lo eran; y que otros que figuraban como chatarra también fueron objeto de compensación por parte de la Autoridad del Tránsito.

La investigación se inició en 2012

La investigación de este caso se inició en el año 2012, tras una denuncia presentada por el exdirector de la Autoridad de Tránsito y Transporte Terrestre Juan Pablo Mora, en la que revelaba irregularidades en la asignación de compensaciones a buses ‘diablos rojos’ de la ruta Mañanitas y reasignados a dirigentes de Sicotrac.

Edición Impresa

ENVÍOS POR EMAIL