SALUD PÚBLICA

El Minsa, listo para el abordaje social del VIH

El Minsa, listo para el abordaje social del VIH
El Minsa, listo para el abordaje social del VIH

El Ministerio de Salud (Minsa) está listo para asumir las acciones de abordaje contra el virus de inmunodeficiencia humana (VIH), tuberculosis y malaria, acción que realiza con el apoyo económico que en los últimos años ha otorgado el Fondo Mundial a Panamá.

+info

Leve reducción de casos de tuberculosisTuberculosis: enfermedad que persiste en áreas indígenas

Primera fase del proyecto

El Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) indica que durante la primera fase del proyecto (2016-2018) fueron atendidos por los programas de prevención 23 mil 459 hombres que tienen sexo con hombres y mil 270 personas trans, y se realizaron 13 mil 664 pruebas de VIH a esta población. No se especifica a cuántas trabajadoras sexuales femeninas incluyó el proyecto.



Así lo explicó el presidente del Mecanismo Coordinador para la lucha contra el VIH, tuberculosis y Malaria, Amador Goodridge, quien calificó como “exitoso” el trabajo que se realiza con los aportes de este fondo internacional, que termina en 2021.

El Fondo Mundial destinó para este abordaje social 1.7 millones de dólares entre 2016 y 2018, mientras que para la segunda fase, que está en ejecución, 906 mil 507 dólares, según informes del Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), encargado de administrar financieramente el proyecto.

Goodridge sostuvo que las estadísticas del Minsa muestran que unas 25 mil personas portan el virus en la actualidad, se reportan alrededor de mil 600 casos nuevos por año y un estimado de 30% de la población infectada desconoce tener el VIH.

Por su parte, la directora de la Asociación Viviendo Positivamente, Dayra García, explicó que las estrategias de prevención, que comenzaron con los aportes del Fondo Mundial, marcaron un escenario a favor de las poblaciones para las que están dirigidas.

García acotó que en el presupuesto del Minsa de 2020 hay 600 mil dólares para seguir el programa, dado que los aportes del Fondo Mundial se reducen al 60%.

Y es que para la primera etapa del proyecto Ampliando y Fortaleciendo la Respuesta en Prevención del VIH, tuberculosis y malaria, que se desarrolló entre 2016 y 2018, el organismo destinó 7 millones de dólares, y para la segunda fase, entre 2019 y 2021, el monto asignado es de 2.8 millones de dólares.

Edición Impresa