ESTADOS UNIDOS

Nate se debilita, pero anega el sur de EU

La tormenta tropical Nate descargó el domingo grandes cantidades de lluvia y provocó cortes de energía en la costa del golfo de Estados Unidos (EU) antes de debilitarse rápidamente, evitando que la región sufriera el tipo de daños que provocaron una serie de huracanes en el sur de Estados Unidos y el Caribe en las últimas semanas.

Nate, el primer huracán en tocar tierra en Mississippi desde Katrina en 2005, rápidamente perdió potencia y sus vientos se debilitaron a depresión tropical a medida que avanzaba al norte con rumbo a Alabama y Georgia con fuertes lluvias.

Era un huracán de categoría 1 cuando tocó tierra en Biloxi ayer domingo en la madrugada. Fue su segunda presencia en tierra luego de haber pasado por el sureste de Luisiana el sábado por la tarde. El oleaje por la tormenta afectó la principal carretera frente al mar de la ciudad de Biloxi con escombros e inundó el vestíbulo de un casino durante la noche.

Para el amanecer, las inundaciones provocadas por Nate no daban señales de daño generalizado en la ciudad donde el huracán Katrina destrozó miles de casas y negocios. Por ahora, no se han reportado víctimas relacionadas con la tormenta.

Edición Impresa