DICTADURA

Paraguay: hallan osamentas en mansión de Stroessner

Paraguay: hallan osamentas en mansión de Stroessner
Paraguay: hallan osamentas en mansión de Stroessner

El hallazgo de tres cráneos y otros restos humanos enterrados debajo del baño de una mansión del finado exdictador Alfredo Stroessner conmociona a Paraguay, mientras las autoridades investigan si corresponden a cuerpos de los más de 400 desaparecidos de la dictadura más larga de Suramérica.

Conocida como “la casa de Stroessner” o “la mansión del horror”, la propiedad, construida en la década de 1970, se encuentra en Ciudad del Este, en la triple frontera con Brasil y Argentina, y estuvo abandonada durante muchos años, hasta la repentina irrupción de unas 180 familias “sin techo”, que se instalaron en el lugar dos semanas atrás.

“Ellos [los invasores] encontraron tres cráneos, dos fémures, un húmero y varios restos sueltos. Todo lo hemos guardado, rotulado y sellado. Se va en cadena de custodia a Asunción, a la Unidad Especializada de Derechos Humanos”, dijo Rogelio Goiburú, presidente de la Comisión de la Verdad.

Los restos fueron descubiertos debajo del piso de uno de los baños de la casa y serán sometidos a diversas pruebas de identificación por la Comisión de la Verdad, Justicia y Reparación, dependiente del Ministerio de Justicia.

Los ocupantes de la mansión denuncian que habría aún más huesos, pero muchos son de animales, aclaró Goiburú.

“Descubrimos un túnel que está rellenado con escombros. Nos dijeron que tiene como 100 metros de extensión y que termina en una fosa donde hay más huesos”, denunció Rafael Esquivel, un exfuncionario municipal, portavoz de los ocupantes de la casa.

“Nadie sabe cuántos murieron aquí. En memoria de esos muertos estamos ocupando este lugar”, dijo.

El descubrimiento a inicios de septiembre conmocionó al país, 30 años después del fin de la dictadura, en la que desaparecieron más de 400 personas. Hasta ahora, los principales responsables siguen sin ser juzgados. Se han encontrado solo unos 40 cadáveres y sólo 4 fueron identificados.

La mansión fue abandonada tras la caída de la dictadura, que se prolongó de 1954 a 1989.

Las leyendas sobre fantasmas mantuvieron durante años alejados a los intrusos.

Edición Impresa

ENVÍOS POR EMAIL