SOLUCIÓN

Presión diplomática busca poner fin a crisis

Presión diplomática busca poner fin a crisis
Presión diplomática busca poner fin a crisis

Una misión del Grupo de Contacto Internacional (GCI), compuesto por ocho Estados miembros de la Unión Europea (UE) y cuatro países latinoamericanos, llegó a Caracas para presentar propuestas a los representantes del régimen autocrático de Nicolás Maduro y la oposición.

Por separado, tanto Maduro como Juan Guaidó, presidente encargado, han enviado representantes a Oslo para negociar por invitación de Noruega.

Guaidó confirmó que había enviado representantes a Oslo y dijo en un evento con líderes de la industria en Caracas que aceptaría la ayuda internacional. Después de fallidos esfuerzos de mediación previos, gran parte de la oposición ha perdido la paciencia con los “diálogos”.

“Entiendo las dudas naturales que tenemos, pero aquí no estamos enamorados de ningún mecanismo”, dijo. “No confundamos nuestros objetivos y sueños con los mecanismos para lograrlos”.

Enfrentamiento

Las facciones en duelo de Venezuela han estado en desacuerdo durante meses, paralizando al país mientras la disfunción, el hambre y la hiperinflación desgastan a una población cansada. Guaidó ha reunido a millones de sus compatriotas y más de 50 países detrás de él en su campaña por el cambio de régimen, pero no ha logrado sacar a Maduro. El autócrata, de 56 años de edad, ha resistido protestas sangrientas y severas sanciones internacionales, en gran parte gracias al apoyo de los militares y aliados como Rusia y China.

Las discusiones en Caracas y Oslo parecen indicar que ambas partes están cambiando sus estrategias, aceptando la mediación en los niveles más altos. Antes de la llegada del Grupo de Contacto Internacional (GCI) a Venezuela, la jefa de política exterior de la UE, Federica Mogherini, dijo en Bruselas que la misión se reuniría “no solo con ambas partes, sino también con diferentes grupos de interés en Caracas”.

El GCI se formó a principios de este año para facilitar las negociaciones, y desde entonces ha enviado misiones técnicas para estudiar la profundidad del colapso de Venezuela y reunirse con líderes.

Salida

Maja Kocijancic, portavoz de la UE, dijo por correo electrónico que el CGI busca hallar una “solución democrática y discutir una posible forma de avanzar, con miras a crear las condiciones para una vía electoral negociada”.

Edición Impresa