SUBSIDIOS

Víctimas de enfrentamientos en Bocas del Toro piden que les extiendan subsidio

Víctimas de enfrentamientos en Bocas del Toro piden que les extiendan subsidio
Víctimas de enfrentamientos en Bocas del Toro piden que les extiendan subsidio

La falta de una ley que les garantice la vigencia del subsidio de $200 que reciben inquieta a las víctimas de los enfrentamientos en Bocas del Toro en 2010.

Esto motivó a que el Movimiento de Heridos 8 de julio, que representa a las víctimas, se reuniera esta semana con autoridades del Ministerio de la Presidencia, ya que el beneficio económico que reciben concluye en julio próximo.

Este subsidio fue aprobado mediante la Ley 28 de 2015 y venció en julio de 2018; no obstante, el Consejo de Gabinete aprobó varias prórrogas a través de resoluciones mientras presentaba una nueva propuesta de ley que garantizara el pago de esta ayuda financiera hasta 2022.

Finalmente, la iniciativa fue llevada por el Ministerio de la Presidencia a la Asamblea Nacional en agosto de 2018 y, tras varios meses, recibió tercer debate.

No obstante, el pasado mes de diciembre, el presidente de la República, Juan Carlos Varela, envió una nota a la presidenta de la Asamblea, Yanibel Ábrego, en la que le informó que objetaba el proyecto de ley, luego de que los diputados incluyeran aspectos ajenos al espíritu de lo presentado inicialmente por el Ejecutivo.

Entre esos estaba el tema de jubilaciones especiales para los trabajadores de las bananeras, algo que nada tenía que ver con la propuesta presentada por el Ejecutivo.

Jorge González, ministro de la Presidencia, subrayó que el próximo 1 de abril habrá una nueva reunión para encontrar una salida al tema, antes de que llegue julio.

“Hay que hacer justicia social a los afectados de los incidentes de Bocas del Toro de la administración pasada”, puntualizó González.

Mientras, Jacinto Quintero, vocero del Movimiento de Heridos 8 de Julio, señaló que tras la reunión se acordó presentar un nuevo proyecto de ley que extienda hasta 2022 el beneficio, ya que muchas de estas personas no están trabajando debido a las heridas que recibieron con perdigones de plomo en varios órganos de su cuerpo y en la vista.

“No pueden dejar de recibir esta ayuda”, añadió.

Durante los enfrentamientos en Bocas del Toro en 2010, dos personas que protestaban contra la polémica “ley chorizo” murieron, mientras que más de 300 resultaron con heridas.

De ese total, cerca de 80 perdieron la visión parcialmente, según reportes del Movimiento 8 de Julio.

Edición Impresa

ENVÍOS POR EMAIL