DESAFÍAN CUARENTENA

El controversial cónclave de los diputados del PRD

El controversial cónclave de los diputados del PRD
Los diputados llegaron a eso de las 4:30 p.m., al restaurante Parrillada Jimmy’s, ubicado en el corregimiento de San Francisco. Miguel Cavalli

Desafiando las normas sanitarias que prohíben los encuentros para evitar la propagación del coronavirus, la oficialista bancada del Partido Revolucionario Democrático (PRD) se reunió ayer en un salón de Parrillada Jimmy´s, pese a que el Ejecutivo ordenó el cierre de todos los restaurantes del país.

Los diputados, que llegaron al local a las 4:30 p.m., estuvieron congregados durante dos horas, pero algunos abandonaron el lugar a las 6:00 p.m., después de que advirtieron que medios de comunicación registraban el encuentro.

Las cámaras captaron a los diputados Kayra Harding, Jairo Bolota Salazar, Marcos Castillero, Petita Ayarza, Aliana González, Alejandro Castillero y otros abandonando el restaurante.

Al lugar llegaron agentes de la Policía Nacional pero, a diferencia de otras ocasiones, cuando detienen a ciudadanos que pasean perros o hacen ejercicios en medio de la cuarentena, con los diputados fue diferente: no hubo llamado de atención. No pasó nada. Tampoco acudieron autoridades del Ministerio de Salud, instancia que debe encargarse de hacer cumplir las restricciones a propósito de la pandemia.

Desde marzo pasado, los restaurantes del país se encuentran cerrados al público; solo pueden despachar entregas a domicilio u órdenes para llevar. Los clientes no pueden consumir los alimentos dentro de los establecimientos.

El Ministerio de Trabajo y Desarrollo Laboral (Mitradel), en el protocolo elaborado para “preservar la higiene y la salud en el ámbito laboral para la prevención ante la Covid-19”, prohibió la celebración de reuniones de más de 10 personas. El Minsa, por su parte, ha suspendido toda clase de reuniones o aglomeraciones, y hasta impuso una multa de $100 mil a los organizadores de una boda, celebrada a finales de marzo, en un edificio en Paitilla.

El local solo fue abierto para atender a los diputados del PRD. Este medio llamó a Parrillada Jimmy’s y se informó vía telefónica que están cerrados y que el servicio a domicilio lo brindarán a partir del 1 de julio.

Vecinos narraron a La Prensa que en distintos momentos del confinamiento han visto escenas similares: llegan carros 4x4 con vidrios ahumados y se estacionan en la parte de arriba del estacionamiento. El pasado martes, de hecho, también hubo un desfile de camionetas.

El encuentro de la bancada oficialista, que se inició en el segundo piso del restaurante, generó indignación ciudadana en las redes sociales, y de residentes de San Francisco, corregimiento donde está el local.

Varios tocaron pailas frente al restaurante. “Me vale, estoy cabreado por esta situación”, dijo un residente.

En Twitter @edicsonparra escribió: “Sin placa, de paso en restaurantes que esta prohibido. Para ellos no existe ley, pero metete con ellos que hasta demandan te hacen show mediático”.

José Luis Paniza, estudiante de derecho, escribió: “Mientras el país entero cocina en casa, pide domicilio, o pasa hambre, en el país de las maravillas un restaurante abre sus puertas –a pesar de los decretos del ejecutivo– sólo para algunos diputados PRD”.

En su mayoría, los panameños permanecen confinados en su casa, cumpliendo las medidas decretadas por el presidente Laurentino Cortizo en conjunto con el Ministerio de Salud, que dirige Rosario Turner.

En el Jimmy’s estaban Benicio Robinson, presidente del PRD, al igual que al exdiputado y secretario general del partido, Pedro Miguel González. Asimismo, el asesor de la Asamblea, Jerry Wilson.

El controversial cónclave de los diputados del PRD
Al encuentro asistieron Benicio Robinson, presidente del PRD, el secretario general del partido, Pedro Miguel González y la ministra de Trabajo, Doris Zapata, primera vicepresidenta del PRD. Tomada de @PRDesPanama

Al encuentro también asistió la ministra de Trabajo, Doris Zapata, primera vicepresidenta del PRD. El despacho de Zapata es el firmante del protocolo que prohíbe, precisamente, reuniones con la del Jimmy’s.

A las 7:00 p.m., algunos continuaban en el lugar.

El plato fuerte del encuentro fue la votación para escoger a la junta directiva que dirigirá el Legislativo a partir del 1 de julio. Marcos Castillero logró los 32 votos de sus copartidarios para reelegirse como presidente. Cenobia Vargas sacó 24 votos para la primera vicepresidencia, derrotando a Zulay Rodríguez, que obtuvo 11.

Ricardo Torres será reelecto como jefe de la bancada, y lo acompañarán Crispiano Adames y Alina González como vicepresidente y secretaria de la bancada, respectivamente.

Luego de la votación, algunos bajaron al área del restaurante para cenar. Mientras que a las 8:00 p.m. el PRD emitió un tuit, en el que escribió que, “cumpliendo el distanciamiento social”, la bancada se había reunido para elegir a la junta directiva de la Asamblea.

Edición Impresa