Clima

Incendios y ola de calor siguen consumiendo parte de Canadá



Las fuerzas armadas de Canadá se declararon en estado de alerta este fin de semana para ayudar a evacuar ciudades y combatir más de 170 incendios que devastan Columbia Británica, potenciados por una asfixiante ola de calor y sequía al oeste del país y en Estados Unidos.

Al menos 174 incendios estaban activos en la provincia occidental de Columbia Británica, de los cuales 78 se produjeron en los últimos dos días, según el departamento de incendios de Canadá. El 70% de los focos fueron producidos por rayos generados por el calor, dijo.

Esta provincia, cuyo clima es habitualmente templado y húmedo, ve trepar el termómetro desde hace una semana. Al menos 719 personas han muerto en medio de la ola de calor, más de tres veces lo habitual, de acuerdo con autoridades sanitarias.

El otro lado de la frontera, el noroeste de Estados Unidos, también se encuentra bajo esta “cúpula de calor”, un raro fenómeno climático agravado, según expertos, por el calentamiento global.

La pequeña comunidad de Lytton, al noreste de Vancouver, de 250 habitantes, se ha convertido en el símbolo de esta crisis: después de batir el récord histórico de calor en Canadá, con 49.6 grados centígrados, fue presa de las llamas que asolaron el 90% de su territorio.