ARTE

Frida Kahlo, rara vez en subastas, a la venta por dos

Frida Kahlo, rara vez en subastas, a la venta por dos
Frida Kahlo, rara vez en subastas, a la venta por dos

Raramente aparecen grandes obras de la famosa artista mexicana Frida Kahlo (1907-1954) en las subastas de arte. Pero dos de sus obras con una poderosa historia atrás son esta semana las estrellas de las ventas de arte latinoamericano de Christie’s en Nueva York.

Son Cesta con flores (1941) y la misteriosa La dama de blanco (1929), estimadas en 3 a 5 millones de dólares cada uno.

“Es muy, muy raro tener una” pintura de Frida Kahlo en una subasta, “y tener dos es todavía más raro”, dijo a la AFP Virgilio Garza, director del departamento de arte latinoamericano de Christie’s en Nueva York.

Pintada con óleo sobre un plato de bronce, Cesta con Flores muestra una canasta repleta de rosas, margaritas, girasoles, dalias y orquídeas que atraen a una abeja, una mariposa azul y un colibrí.

La pintura es una de dos naturalezas muertas que Frida terminó por encargo del Palacio Nacional de México - sede del Ejecutivo - circulares porque debían instalarse en la estructura arquitectónica del comedor. Pero el proyecto finalmente no se llevó a cabo.

Frustrada con la presidencia, que nunca le pagó las obras encargadas, ni las naturalezas muertas ni varios retratos, Frida vendió finalmente Cesta con flores a una amiga, la actriz Paulette Goddard, que lo tuvo hasta su muerte. El otro se mantiene hasta hoy en su hogar en México, la Casa Azul.

La dama de blanco es un gran retrato de un personaje no identificado. Siempre se creyó que la mujer era Dorothy Brown Fox, una amiga estadounidense de Frida. Pero según una reciente investigación realizada por Lozano, la retratada es Elena Boder, una inmigrante rusa que llegó a México huyendo de la revolución bolchevique.

Edición Impresa