ANIMALES

Que el espacio no limite el bienestar de su mascota

Que el espacio no limite el bienestar de su mascota
Que el espacio no limite el bienestar de su mascota

Todo hogar debe adaptarse a las necesidades de sus habitantes, sin importar edad, tamaño o número de patas. Uno de más los dilemas recurrentes para los dueños de perros es si el espacio habitacional que comparten con sus mascotas es apto para brindarles una buena calidad de vida.

Se suele pensar que hay tipos de canes que están mejor en espacios amplios y otros que viven cómodos en lugares pequeños, pero como explica la veterinaria Ximena Hales “todo depende de cómo cries al perro”. Por ejemplo, ilustra, puedes tener un perro muy hiperactivo como un Beagle o Schnauzer, pero si lo sacas a pasear en las mañanas, tardes, noches, ellos se adaptan a esa rutina y se quedan tranquilos en el apartamento.

Hales explica que mientras se le brinde a la mascota, sin importar su tamaño, cuidados como pasearlos y juegos diarios, el espacio del hogar no es un limitante. “Siempre es bueno un espacio grande para un perro grande o hiperactivo, pero hasta un chihuahua necesita espacio y jugar”, sostiene.

Atención a los detalles

Hay señales que pueden advertir al dueño que el perro necesita un poco más de actividad física o distracción. “Se vuelven ansiosos, empiezan a destruir cosas, a llorar dentro del apartamento, empiezan a tener comportamientos diferentes como orinar en otros lados o defecar dentro de la casa en diferentes puntos”, explica Hales, aclarando que estos comportamientos también pueden deberse a una enfermedad, pero ayudan a monitorear cambios en el animal.

“A veces duermen mucho durante el día porque no tienen nada qué hacer y en la noche se vuelven hiperactivos. También están los perros obesos, porque no los sacan a hacer el ejercicio necesario, y generalmente se vuelven mordedores”, añade.

Que el espacio no limite el bienestar de su mascota
Que el espacio no limite el bienestar de su mascota

Los cuidados

Todo va a depender del carácter del perro que se irá desarrollando a la par de su crecimiento y crianza, apunta la veterinaria María Andreina Rodríguez.

Los paseos del perro deben ser diarios, así como llevarlo afuera a hacer sus necesidades, aunque algunos lo hacen en “pads” o en grama artificial.

En el caso de los cachorros, Rodríguez recomienda que esta dinámica de paseos/salidas comience después que el veterinario dictamine que puede hacerlo, para evitar que se contagie de enfermedades como el Parvo virus.

El momento adecuado para empezar la rutina de salidas es luego de aplicarle las vacunas pertinentes. “Debe ir bien amarrado con una pechera preferiblemente y estar protegido con sus debidas desparasitaciones y control contra pulgas y garrapatas”, recalca.

Sobre los cuidados dentro del hogar, Rodríguez hace un símil con las atenciones que se deben tener con un infante, como tratar de tapar los tomacorrientes o ponerle mallas a los balcones, ya que un perro no es consciente de muchos riesgos.

Y sobre los daños que pueda causar la mascota dentro de casa, todo dependerá del entrenamiento que se imparta. Algunos aprenden fácil, otros requieren de refuerzo con un entrenador certificado, comparte Rodríguez.

“Hay juegos especiales que hacen que gaste energía en el apartamento y no necesite correr todo el tiempo” explica Hales, aclarando que cuando se habla de gasto energético no solamente es correr: “Mucha gente se va del apartamento y apaga luces, radio y televisión, y eso generalmente estresa al perro; lo que se puede hacer es ponerle música, la televisión, eso los hace sentir un poquito acompañado y en algunos casos dejan, por ejemplo, de morder objetos”.

Que el espacio no limite el bienestar de su mascota
Que el espacio no limite el bienestar de su mascota

Necesidades

Hales recomienda que al momento de pensar en tener un perro, se piense en el tipo de actividades que se quieran realizar con él. “Si quieres un perro meloso, entonces un chihuahua o un maltés son perros que les gusta estar en brazos, pero si eres una persona deportista o que te gusta estar al aire libre, puedes tener un labrador, pastor alemán o un perro que acorde a esos rasgos”. explica.

Por su parte, Rodríguez resalta que “la parte importante es que al tener un nuevo integrante de la familia, se le debe ver tal cual como un niño, en el sentido de que requiere cuidados, buen alimento, debida atención en casa, paseos, juguetes, atención médica. Todo esto acarrea gastos”, explica, recalcando que una mascota no es económica, así sea rescatada de la calle. “Es una responsabilidad que la gente todavía no entiende cuando adquieren un animalito”.

¿Qué hacer?

Mascotas extraviadas

De encontrarse una mascota perdida, la Fundación San Francisco de Asís primero recuerda que a veces hay personas en ciertas zonas que dejan que sus perros paseen por los alrededores, por eso es  importante preguntar.

Dedique cinco minutos  a preguntar en los alrededores, considere que el animal puede caminar varios kilómetros.

Si nadie ha visto el animal y no  lo puede llevar, trate de dejarlo en un sitio seguro, pida ayuda y  tome una foto y  compártala en  las redes de las  organizaciones que se dedican al bienestar de los animales.

Si lo puedes llevar a su casa y tiene mascotas, es vital que no los ponga juntos, mejor preséntelos y manténgalos separados.

Otras herramientas que funcionan  para divulgar información de una mascota perdida son  la lotería, medios de comunicación, páginas web como Encuentra24, páginas de Facebook de noticias, carteleras de supermercados, clínicas veterinarias o tiendas de mascota.

Edición Impresa