PERSONAJE

La genialidad de Leonardo da Vinci ilumina el Louvre

La genialidad de Leonardo da Vinci ilumina el Louvre
La genialidad de Leonardo da Vinci ilumina el Louvre

El Museo del Louvre, el más visitado del mundo –con 10 millones de entradas anuales–, exhibe desde el pasado jueves en París 162 obras de Leonardo da Vinci, en la mayor retrospectiva organizada sobre el genio del Renacimiento, fallecido hace 500 años.

Para regular la enorme afluencia esperada, solo se puede acceder a la exposición, que durará hasta el 24 de febrero de 2020, con reserva previa. Ya se han reservado unas 260 mil entradas.

Después de la exposición de Tutankamón en París (con un total de 1.42 millones de visitantes), esta muestra promete ser la otra superproducción del año en Francia.

La genialidad de Leonardo da Vinci ilumina el Louvre
La genialidad de Leonardo da Vinci ilumina el Louvre

Un total de 162 cuadros, entre dibujos, manuscritos, esculturas y objetos de arte han sido reunidos para la exposición.

Leonardo da Vinci “no publicó nada, pintó muy poco, sus cuadros quedaron inacabados... Y, sin embargo, la gente estaba fascinada, a imagen de lo que fue su propia vida”, resume Vincent Delieuvin, conservador del departamento de pinturas del museo parisino, y uno de sus comisarios.

La retrospectiva ofrece la oportunidad única de admirar 10 cuadros del maestro, al que los especialistas sólo atribuyen un total de 20. Entre ellos, “Santa Ana”, “San Juan Bautista” y la “Madonna Benois”, prestados por el Museo del Hermitage en San Petersburgo.

Serán 11 si se tiene en cuenta “La Gioconda”, que atrae cada día a 30 mil visitantes. Y es que aunque la “Mona Lisa” permanecerá en la Sala de los Estados del museo, estará presente a través de una experiencia de realidad virtual de siete minutos propuesta al final del recorrido, y para la cual los visitantes deberán inscribirse en la entrada.

La genialidad de Leonardo da Vinci ilumina el Louvre
La genialidad de Leonardo da Vinci ilumina el Louvre

Sin embargo, el famoso “Salvator Mundi”, desaparecido desde su compra por una suma descomunal hace un año y medio ($450 millones, un récord) no está previsto en la muestra. Oficialmente, fue adquirido para completar la colección del Louvre Abu Dhabi.

Poner en pie una exposición de este tipo requirió, además, solicitudes de préstamos en todo el mundo, incluso a la reina de Inglaterra, que prestó 24 dibujos; al British Museum, al Vaticano e Italia.

Así, la exposición consiguió reunir el máximo de obras, pese a una intensa batalla diplomática entre París y Roma. El anterior gobierno italiano, dominado por la Liga, era reacio a prestar obras alegando que Leonardo, aunque pasó los tres últimos años de su vida en Francia, invitado por Francisco I, fue ante todo un artista italiano.

La genialidad de Leonardo da Vinci ilumina el Louvre
La genialidad de Leonardo da Vinci ilumina el Louvre

Al final de las negociaciones entre países y entre museos, Roma aceptó prestar varios dibujos, entre ellos el famoso “Hombre de Vitruvio” que se conserva en la Galería de la Academia de Venecia. Llegó con retraso y solo se quedará dos meses en el Louvre.

A través de un recorrido en cuatro tiempos, la exposición propone descubrir dibujos, manuscritos, cuadros, obras de sus contemporáneos, así como una reflectografía infrarroja que permite admirar la técnica pictórica del maestro italiano. La exposición, señalan los responsables del Louvre, quiere mostrar que la pintura era esencial y no secundaria para Leonardo: una culminación visual de sus búsquedas científicas, y no lo contrario.

Leonardo da Vinci, sabio genial pero también un utopista curioso ante todo, buscaba explicar lo que constituye la vida, para plasmarlo lo más exactamente posible en el dibujo y la pintura.

La genialidad de Leonardo da Vinci ilumina el Louvre
La genialidad de Leonardo da Vinci ilumina el Louvre

Edición Impresa