Recuerdos

Experiencias en la Zona del Canal

Temas:

En un artículo de opinión titulado “Añoranzas” señalaba que en Panamá existe poca literatura costumbrista urbana. El éxito de vida del siglo pasado en las ciudades de Panamá y Colón va quedando rezagado en anécdotas que van desapareciendo con el tiempo. Me parece importante dejar constancia de como eran y vivían nuestros antepasados y nosotros mismos, los que nacimos a mediados del siglo pasado.

Parte del pasado de nuestros padres y abuelos tuvo que ver con la Zona del Canal y las personas que allí vivían, bien fueran zonians o militares. Sobre estas experiencias sociales y costumbristas no se ha escrito casi nada, quizás porque los zonians y los militares norteamericanos optaron por vivir una vida aparte. Trabajaban, se divertían y socializaban entre ellos. Pero inevitablemente tenían contactos personales y sociales con los que residíamos en la ciudad de Panamá y Colón.

Cuantas veces nuestras familias fueron a comer al Club House en Balboa, siempre temerosos que nos negaran la entrada. La comida no era nada especial pero el lugar tenía el atractivo de lo prohibido.

Algunos conocidos de mi generación y de generaciones anteriores asistieron al Balboa y Cristobal High School y la mayoría de ellos fueron después a universidades en los Estados Unidos de América. A ellos les fue más fácil estudiar en los Estados Unidos porque dominaban el idioma inglés. Hasta hace aproximadamente 25 años no existían en Panamá o en Colón escuelas verdaderamente bilingües, excepto quizás el Instituto Panamericano. El inglés que aprendimos en la escuela secundaria era básico y después hubo que hacer grandes esfuerzos para perfeccionarlo.

Por otro lado, gran cantidad de personas que eran descendientes de los que vinieron de Barbados y Jamaica, así como de la intendencia de San Blas trabajaron en la Zona del Canal, tanto en las bases militares como en la compañía del Canal de Panamá. Estos grupos étnicos vivían en comunidad y aunque eran parte de la sociedad panameña mantenían las costumbres, idioma, cultura, música, etc. de sus países o comarcas originales.

Yo siempre sentí curiosidad por el estilo de vida de los militares en la Zona del Canal. Por eso frecuenté, siendo soltero, a un grupo de militares de Puerto Rico que vivían en el Fuerte Clayton. Eran familias muy simpáticas y varios de ellos habían cumplido su servicio militar en bases militares en Alemania, así que tenían la experiencia de haber vivido en un país europeo. Eran muy aficionados a la música y tenían un grupo musical que amenizaba sus fiestas. Como ellos querían conocer otros lugares además de la base militar de Clayton y la ciudad de Panamá yo los llevé a varios lugares en el interior, lo que disfrutaron inmensamente.

Como iba a Fuerte Clayton con frecuencia a visitar a mis amigos de Puerto Rico me enteré de la modalidad de los “patio sales” que hacían las familias de los militares. En varias ocasione fui de “compras” interesado principalmente en discos LP que podía adquirir a precios muy razonables. Esto me sirvió de experiencia en el trato y regateo de precios en inglés con personas que hablaban un inglés bastante distinto del que me enseñaban en la escuela. También aprendí bastante de música norteamericana (folk, country, rock, twist, etc.).

En los años 60 gran cantidad de militares norteamericanos consiguieron autorización de su housing office para vivir en Panamá. Tuve la oportunidad de alquilar apartamentos a militares norteamericanos, a quienes traté en una relación más directa, ya que el trato entre casero e inquilino en los Estados Unidos era distinto que en Panamá. Acostumbraba a conversar con ellos y con sus familias y en muchas ocasiones me preguntaban por recomendaciones de médicos y otros asuntos.

Durante la guerra de Vietnam las bases militares en Panamá se llenaron de soldados que recibían entrenamiento de selva. Como los soldados iban a ser mandados a Vietnam, sabían de antemano que corrían el riesgo de morir en esa guerra. Sucedió entonces algo meritorio de una novela de Curzio Malaparte. Se organizaron grupos de mujeres jóvenes panameñas que salían con los soldados pero su objetivo principal era conseguir que se casaran con ellas. Así si el soldado moría en Vietnam, ellas recibían la pensión de viudez.

Al final de la década de los 80 tuve que tratar con gran cantidad de personal militar que trabajaba en las bases. Me sorprendió la tremenda burocracia que tenían. No siempre era fácil tener una conversación efectiva y productiva, a menos que hablara con un oficial. Los soldados rasos parecían robots a quienes les hubieran extraído varias de sus facultades y personalidad.

En la avenida de los Mártires operaban varios bares y los soldados acudían a ellos porque se sentían más seguros estando en el límite entre Panamá y la Zona del Canal. Pero los soldados más audaces se escapaban e iban a lugares “off limits” donde los buscaban policías militares norteamericanos (MP), siempre acompañados por un miembro de la Guardia Nacional. Me imagino que algo parecido sucedería en los países en donde los militares norteamericanos tenían bases como Alemania, España, etc. pero a mí me resultaba un espectáculo de mal gusto, ver a un militar extranjero mirando por todos lados en busca de soldados gringos.

Estoy seguro que los que leen este escrito habrán tenido experiencias similares a las mías. Por eso pienso que debemos mantener vivos estos recuerdos y sería importante y oportuno que los que leen este artículo de opinión escribieran sobre lo que recuerden.

El autor es abogado

Comentarios

Cerrar

La función de comentar está disponible solo para usuarios suscriptores. Lo invitamos a suscribirse y obtener todos los beneficios del Club La Prensa o, si ya es suscriptor, a ingresar.

Suscríbase gratis por 30 días Prueba
Adquiera un plan de suscripción Suscríbase
Cerrar

Por favor introduzca el apodo o nickname que desea que aparezca en sus comentarios:

Comentar 0 comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Corporación La Prensa, S.A.

Si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Lo último en La Prensa

Finanzas públicas Panamá coloca deuda por $1,300 millones en el mercado internacional

El vicepresidente de la República, José Gabriel Carrizo, hizo el anuncio durante la rueda de prensa posterior al Consejo de Gabinete. El vicepresidente de la República, José Gabriel Carrizo, hizo el anuncio durante la rueda de prensa posterior al Consejo de Gabinete.
El vicepresidente de la República, José Gabriel Carrizo, hizo el anuncio durante la rueda de prensa posterior al Consejo de Gabinete. Raúl Valdés

El Gobierno colocó este martes 19 de noviembre en el mercado internacional $1,300 millones de deuda. Panamá terminó colocando ...

NICARAGUA Vicepresidenta Murillo pide a la Iglesia 'abandonar los caminos que siembran odio'

Acusados de corrupción, el presidente Daniel Ortega y su esposa y vicepresidenta, Rosario Murillo, han establecido una dictadura familiar que lleva 12 años en el poder. Acusados de corrupción, el presidente Daniel Ortega y su esposa y vicepresidenta, Rosario Murillo, han establecido una dictadura familiar que lleva 12 años en el poder.
Acusados de corrupción, el presidente Daniel Ortega y su esposa y vicepresidenta, Rosario Murillo, han establecido una dictadura familiar que lleva 12 años en el poder. AFP

La vicepresidenta de Nicaragua, Rosario Murillo, pidió este martes a la Iglesia católica apoyar la lucha contra el ...

SALUD PÚBLICA Fijan un impuesto a las bebidas azucaradas

La ley también establece la creación de la Comisión para el Mejoramiento de la Salud, que debe reunirse una vez al mes. La ley también establece la creación de la Comisión para el Mejoramiento de la Salud, que debe reunirse una vez al mes.
La ley también establece la creación de la Comisión para el Mejoramiento de la Salud, que debe reunirse una vez al mes. Archivo

A partir de este lunes 18 de noviembre el país cuenta con una ley que crea el "Plan de acción para mejorar la salud" y se ...