Orden y democracia

La injusticia de la libertad

Temas:

La injusticia de la libertad La injusticia de la libertad
La injusticia de la libertad

Quienes manejamos la historia, o sea, el cúmulo de hechos humanos del pasado (del cual vemos lo malo para corregirlo y no repetirlo, y mantenemos y perfeccionamos lo bueno porque sirvió), sabemos que hay una constante: una ciclicidad que deja ver que el ser humano repite comportamientos como si caminara por una senda en espiral desde su remoto origen hacia el futuro. Dicen por ello que la historia no se repite, sino que registra las repeticiones que hace el ser humano. Esa repetición son las muchas veces que la humanidad tropieza con la misma piedra con intervalos de tiempo. No falla.

Viendo las grandes culturas e imperios que nos han precedido, apreciaremos que igual que las plantas nacen, crecen, se consolidan, dan fruto (sus expresiones culturales y legado universal), dan señales de agotamiento y mueren para dar paso a otra cosa con igual patrón o extinguirse del todo.

Nos interesa el período de agotamiento. Las plantas florecen y dan más fruto que de costumbre (comportamiento de perpetuarse). No están en su mejor momento: están despidiéndose. En esos momentos las civilizaciones se desdogmatizan, empiezan a creer que los paradigmas están para romperse de cualquier manera, y producen pensamiento que niega lo pasado, dan justificación a lo injustificable, dejan de lado los valores, la familia, y la idea de divinidad es un simple reflejo de sus apetencias sin freno. En esa vorágine del ejercicio de la libertad convertida en libertinaje, van camino al basurero de la historia para ser objeto de estudio de los arqueólogos y los historiadores.

Con el tiempo la gente dice cosas como “si tanto sabían, ¿cómo perdieron el camino?”. Las posibles respuestas se aglutinan en algo por el estilo de “por el afán de no aceptar la libertad con orden, sino la libertad singular a ultranza y ver como caduco o peligroso todo aquello que huela a pasado dogmático”. Pasaron los sumerios, hititas, chinos, persas, egipcios, griegos, romanos, y más recientemente otros; hoy día vemos cómo cambia la brújula de las potencias hegemónicas heredadas del siglo XX. En común tienen que dejaron de creer en sí mismos negando sus raíces.

Así escucharemos: “Yo tengo derecho a pensar como me da la gana”. “Nadie me tiene que decir qué es bueno o malo porque yo decido por mí mismo”. “Ya construimos la ONU y no necesitamos iglesias ni filosofías de vida”. “La posible guía que sistemas religiosos o filosóficos nos han aportado se agradece, pero al no existir ni dioses ni nada suprahumano, ya caducaron y deben dejar paso al libre pensamiento humano”. “La idea de religión es una manipulación para oprimir y gobernar”. “Yo hago con mi vida y mi cuerpo lo que guste”. “Los conglomerados religiosos y filosóficos son un escondite de diversos tipos de delincuentes que atentan contra nuestra libertad, juventud y futuro”. Todo con un pegajoso tinte agnóstico, ateo y de interpretación materialista de la historia.

Pasó la Revolución Francesa con sus errores corregibles; pero la diosa Razón y su Terror han sobrevivido con distintas máscaras y disfraces en nuestras sociedades.

¿La diosa Libertad habrá derrocado a la Divinidad?

Sería bueno que cada quien investigue cómo han funcionado las religiones, sistemas religiosos y filosóficos pasados y actuales que han pasado a la historia como influencia positiva para sus sociedades. Podrán ver que, y pese a cualquier error cometido, la defensa de la familia (especialmente el fomento de la familia nuclear y su prole), la protección de los desvalidos, la definición de derechos y deberes sociales, son los atributos de los derechos y deberes de su relación habida con su Divinidad. Y así podrán rastrear que todo lo que hoy son códigos de derechos humanos, ética, familia, cultura y tantas otras manifestaciones, tienen su origen en estos sistemas religiosos y/o filosóficos. Luego, si fueron y son buenos, ¿por qué destruirlos y declararlos obsoletos? Porque la diosa Libertad no pide compromisos y los otros sí. Sin compromiso no hay relación de deberes y derechos ni de peso de conciencia o ético. Simple. No hay ideales, todo tiene un fin oculto, una conspiración.

Podremos darnos cuenta de la deuda ingrata que tenemos con esos sistemas. Si yo quiero a mi familia y estamos al borde del despeñadero, haré lo posible por evitar la caída y retomar lo que nos unió como proyecto. No mantener lazos enfermizos, pero tampoco tirar tan ligeramente una relación a la basura. Tal ocurre con los supuestos dogmas y paradigmas: ¿será realmente sano romperlos y cambiarlos porque está de moda? Y ya rotos y libres, ¿con qué los sustituimos? Esto se aplica a sistemas políticos, de gobierno, organismos internacionales y metodologías académicas. Si no nos hemos vuelto ciegos voluntariamente, veremos que los principales ataques al “orden establecido” es hacia los sistemas religiosos y de filosofías de vida: libertad sin compromiso.

Viendo el monumento que realizó Victorio Macho a Belisario Porras, veremos que hay dos mujeres con nombre en su pedestal cada una. La más linda y atractiva se llama Libertad, pero viéndola veremos que es frágil e inestable. Se apoya en la estabilidad que le da otra mujer mayor y espléndida, parida de experiencias: Democracia.

¡Sí a la libertad con orden!

El autor es investigador de historia

Comentarios

Cerrar

La función de comentar está disponible solo para usuarios suscriptores. Lo invitamos a suscribirse y obtener todos los beneficios del Club La Prensa o, si ya es suscriptor, a ingresar.

Suscríbase gratis por 30 días Prueba
Adquiera un plan de suscripción Suscríbase
Cerrar

Por favor introduzca el apodo o nickname que desea que aparezca en sus comentarios:

Comentar 0 comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Corporación La Prensa, S.A.

Si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Lo último en La Prensa

revuelta social Siete muertos en nueva jornada de protestas y saqueos en Chile

Soldados arrestan a un manifestante en Concepción, al sureste de Santiago. Soldados arrestan a un manifestante en Concepción, al sureste de Santiago.
Soldados arrestan a un manifestante en Concepción, al sureste de Santiago. AFP/Pablo Hidalgo

El peor estallido social desde el retorno de la democracia en Chile hace casi tres décadas se intensificó este domingo con ...

ELECCIONES Se vislumbra segunda vuelta entre Evo Morales y Carlos Mesa en Bolivia

El TSE asignó al 84% de las actas, en conteo rápido, un 45.28% al mandatario Morales y un 38.16% al expresidente Mesa. El TSE asignó al 84% de las actas, en conteo rápido, un 45.28% al mandatario Morales y un 38.16% al expresidente Mesa.
El TSE asignó al 84% de las actas, en conteo rápido, un 45.28% al mandatario Morales y un 38.16% al expresidente Mesa. AFP

El mandatario Evo Morales encabeza las elecciones presidenciales de este domingo en Bolivia con el 45.28% de los votos, ...

herrera Chitreanos culminan festejos por su 171 aniversario

La lluvia no impidió que locales y visitantes asistieran al desfile de este domingo. La lluvia no impidió que locales y visitantes asistieran al desfile de este domingo.
La lluvia no impidió que locales y visitantes asistieran al desfile de este domingo. Especial para La Prensa/Vielka Corro

Instituciones gubernamentales, la empresa privada y delegaciones de los cinco corregimientos chitreanos se sumaron este ...