TAL CUAL

ESPINAS. Cuando te preguntan por un destino cercano y barato uno responde, orgulloso, que la isla de las flores, Taboga, a una hora en lancha de la capital. Puedes ver la entrada al Canal y si están de buen humor, gaviotas o delfines te pueden ofrecer un espectáculo gratis. Incluso si tienes un problema de salud, hay un centro que te da la mano. Pero, lamentablemente, hay más plástico y peligrosas botellas de vidrio que flores. ¿Dónde están los gobiernos locales o la Autoridad de Turismo de Panamá?

CRUZADA. Muy oportuna la campaña de valores éticos de la Cámara de Comercio, Industrias y Agricultura de Panamá. Es así, el juega vivo y la corrupción al final atentan contra el futuro de nuestros propios hijos y nos envilecen. Esperemos que tenga impacto en todos, absolutamente todos, los sectores.

FRESCURA. Dado que el presidente Varela ha dicho que no hay mucho apuro con las pensiones de la Caja de Seguro Social –“quién sabe, las decisiones más importantes se tendrán que tomar al final o al principio del próximo gobierno”– es de suponer que tampoco hay prisa para nombrar al director titular de la Caja. Al resto del país le gustaría saber cuáles son los números del programa de Invalidez, Vejez y Muerte (IVM) que maneja el Gobierno o los que tienen entre manos los actuarios independientes Andrés De La Guardia, Salvador Morales y Elsebir Ducreux. Tal vez así nos quitamos este sofoco.

FRESCURA II. Por cierto, el secretario de Metas del presidente, Carlos Duboy, y el embajador en Taiwán, Alfredo Martiz, están dentro de la lista pequeña de seis aspirantes evaluados por la junta directiva de la Caja de Seguro Social. Los otros son Mario Quiel, Patrick K. Fahy, Israel Lara y Ramón Ruiz. Por favor, esta vez no “metan” la pata.

Edición Impresa