TAL CUAL

HORÓSCOPO. Si los astros se alinearon y la ortopedia legislativa hizo su magia el fin de semana, amanecemos en el día de hoy con los votos necesarios para la ratificación de las magistradas Ana Lucrecia Tovar de Zarak y Zuleyka Moore. ¿A qué costo se habrá conseguido esto? Justicia producto de estos pactos usualmente no es justicia. Las designadas tendrán 9 años y 11 meses para probar lo contrario.

VEREDICTO. Hoy, el pleno de la Corte Suprema de Justicia debe decidir como segunda instancia, si el caso de los indultos contra Ricardo Martinelli ha prescrito. Sin la presencia de los magistrados Abel Zamorano, fiscal de la causa, y José Ayú Prado, como juez de garantías, sus colegas deberán considerar si la declaratoria de rebeldía del diputado acabó con la prescripción o si por el contrario las leguleyadas y las tácticas dilatorias la consiguieron. ¡Pasen el millo y la soda por favor!

VERANO. Si es enero, es tiempo de ferias y si hay feria de La Chorrera tiene que haber un secuestro judicial. En la rutina anual de secuestro administrativo de la gestión de esta feria, brillan por su ausencia el Ministerio de Comercio e Industrias, el Ministerio de Desarrollo Agropecuario y la Autoridad de Turismo de Panamá, que deben poner coto a este absurdo. El chistecito judicial nos debe avergonzar a todos los panameños, y es un recordatorio de la inseguridad jurídica que nos azota.

IDEA SUELTA. Parece que es vox populi que el negocito de las grúas y los agentes de transito ha vuelto. Más allá de la percepción y la indignación ciudadana, sería bueno que alguna fiscalía anticorrupción se metiera en esto para darnos tranquilidad. El insomnio de la corrupción no nos deja dormir. ¡Socorro!

SECRETITO. De la avenida Balboa avisan que las comprometedoras auditorías de las juntas comunales y de algunos monos gordos del gobierno pasado están terminadas, pero que alguien no quiere darlas a conocer. A lo mejor, por eso están mandando de vacaciones a varios auditores y están rotando al personal. Como una tonada de Carnaval, todo se va a saber… tarde o temprano.

ENERGÉTICOS. Más allá del rapapolvo entre Stanley y Juan Carlos, lo cierto es que la matriz de generación eléctrica del país se está cargando de gas natural y carbón, en lugar de energía solar y eólica. Ojalá que en la Secretaría de Energía y en la Autoridad de los Servicios Públicos hayan escuchado el cuento chino del cambio climático.

Edición Impresa

ENVÍOS POR EMAIL