Tal Cual

PRECAVIDA. Los precandidatos por la libre postulación estuvieron recogiendo firmas hasta la medianoche del pasado sábado. Ana Matilde Gómez, a renglón seguido, dio inicio a una nueva campaña: la de no más firmas. Se nota que algo aprendió del puesto de procuradora y ha previsto que pudiera salir cualquiera por ahí dizque pidiendo firmas en nombre de ella, para fabricar un escenario dudoso ante los votantes y autoridades electorales. Teniendo en cuenta el volumen de firmas de algunos y la cantidad de fallecidos y menores de edad firmantes, no le falta razón para cuidarse.

TESTIMONIO. Por cierto que el exmagistrado Guillermo Márquez Amado –a quien Ricardo Lombana escogió como su compañero en una eventual nómina presidencial- advirtió sobre algunos “aspectos muy oscuros” en el proceso de recolección y validación de firmas de los aspirantes por la libre postulación. Márquez Amado dice haber sido testigo de cómo firmas entregadas a un precandidato, fueron adjudicadas a otro por el TE. No es muy edificante lanzar dudas sobre la transparencia de la labor del tribunal, pero la entidad tiene que ayudarse a sí misma.

TOQUE DE QUEDA. Ayer también cerró la contienda entre los precandidatos a la Alcaldía de Panamá por la libre postulación. A la cabeza está, hasta ahora, Ricardo Martinelli, con 30 mil 905 firmas válidas. Le sigue un tal Raúl Ricardo Rodríguez Estrada (con 16 mil 381 firmas) y la actual vicealcaldesa Raisa Banfield (con 4 mil 713), según cifras del TE hasta ayer a las 6:00 p.m. Aunque quedó en el “top 3”, Banfield no pasaría a la siguiente vuelta, dado que tiene menos de las 8 mil 324 firmas mínimas requeridas por ley para este distrito. A veces hasta ganando, se pierde...

A COBRAR. El alcalde capitalino y candidato presidencial panameñista José Blandón firmó hace un par de semanas un contrato dando en concesión los mil 296 parquímetros que operan en el distrito de Panamá. Uno de los aspectos que destaca del contrato –pendiente del refrendo de Contraloría- es que en su primer año de vigencia no habrá incrementos en la tarifa. Pero después de eso, que Dios nos acoja confesados, porque de acuerdo a los términos pactados, podríamos terminar pagando hasta tres veces lo que se paga hoy día. Eso, sin incluir el costo del eventual rayón de la pintura o, en su defecto, la tasa de protección cuasiobligatoria del bien cuidao del área.

FOCOS. Por cierto que el Municipio de Panamá celebró ayer un acto para “cerrar” la temporada navideña, en la plaza Catedral. No obstante, se mantendrán las luces especiales en tres parques del distrito, en homenaje a la JMJ. No se extrañen si ven a Blandón haciendo un acto de reinaguración de los foquitos frente al papa Francisco.

Edición Impresa

ENVÍOS POR EMAIL