Tal Cual

EN PANDILLA. El curso que empieza hoy en la Universidad de Salamanca, España, al que se fue el expresidente de la Corte Suprema de Justicia José Ayú Prado, con licencia pagada, tiene otros integrantes, según la propia Corte. Participan, además, dos magistrados principales de tribunales superiores, y tres suplentes de magistrados de la Corte Suprema. No son los viajes lo que se les critica, sino que, a pesar de ir a cursos especializados, acá solo reina la impunidad.

AMNESIA. El magistrado Cecilio Cedalise, exbecario de esta universidad, ponderó “la necesidad de incluir capacitaciones para los funcionarios del Órgano Judicial sobre las últimas tendencias y técnicas en métodos alternos de resolución de conflictos”. Lo dice como si no los hubiese. Parece no recordar que ya han sido varias las denuncias de personas que aseguran que en la Corte Suprema de Justicia se compran fallos como guineos en el supermercado. ¿Este no es un método alterno de resolución de conflictos?

MÁS DE ESPAÑA. Pero no fue solo Cedalise y Ayú Prado, sino también los magistrados Hernán De León y Abel Zamorano, que intentaron matricular en el famoso curso a sus subalternos, pero como la Corte carece de suficientes recursos para todos, les fue negado el viaje. Por lo visto, todos por los lares del Judicial querían ir a Salamanca esta semana.

DESACUERDOS. Tal parece que las cosas están que arden por el lado del sector salud. Las diferencias entre la titular designada y la consejera son evidentes, porque la primera se niega a nombrar “a la gente” del partido, y en su lugar estos alegan que le ha dado trabajo a sus allegados. Como que por el partido del gobierNito varios que esperaban estar en la papa durante los próximos cinco años se van a quedar esperando.

DESORDEN. El que según dicen está dispuesto a hacer lo que sea necesario para defender su proclamación por el 8-7 es el Dr. Crispy. Ojo con una turba en los alrededores del Tribunal Electoral el día de la audiencia de impugnación. Si está tan seguro de haber ganado, ¿entonces por qué el llamado a protestar? ¿No que el que nada debe, nada teme?

ODEBRECHT. Esta semana se cumple un mes desde que la Fiscalía Especial Anticorrupción apelara ante el Segundo Tribunal Superior de Justicia la solicitud de adecuación del término en el caso Odebrecht, luego de que el juez Óscar Carrasquilla negara los seis meses adicionales que requería. Recientemente, la magistrada María Lourdes Estrada ha sido designada como ponente. Ojalá el fallo salga antes del 1 julio, para que no se diga que la justicia es pura política.

Edición Impresa

ENVÍOS POR EMAIL