‘Llevamos seis días aquí a sol y agua... nos sentimos abandonados’

‘Llevamos seis días aquí a sol y agua... nos sentimos abandonados’
La situación en la frontera de Panamá con Costa Rica es tensa. Foto: Isaac Ortega

Los tres camioneros panameños varados en la frontera de Nicaragua con Costa Rica, y que afirman salieron positivos a la prueba de Covid-19, claman ayuda para regresar al país y puedan ingresar en un centro hospitalario para su recuperación.

“Llevamos seis días aquí a sol y agua, dentro de los camiones, comemos por la solidaridad de nuestros compañeros... sinceramente nos sentimos abandonados. El problema es con el gobierno de Costa Rica que no nos permite circular para llegar a Panamá”, indicó José Tapiero uno de los afectados. Con él están José Angulo y Hernando Garrido.

La situación en la frontera de Panamá con Costa Rica es tensa, luego de que el gobierno de Costa Rica limitara el paso de camioneros extranjeros por ese país por efectos de la pandemia por Covid-19.

Por la situación anunciada por el gobierno costarricense, los camioneros panameños no permiten el ingreso de conductores de carga del vecino país a Panamá.

‘Llevamos seis días aquí a sol y agua... nos sentimos abandonados’
La situación en la frontera de Panamá con Costa Rica es tensa. Foto: Isaac Ortega
‘Llevamos seis días aquí a sol y agua... nos sentimos abandonados’
Paso Canoas. Foto: Isaac Ortega
‘Llevamos seis días aquí a sol y agua... nos sentimos abandonados’
Frontera Panamá-Costa Rica. Foto: Isaac Ortega
‘Llevamos seis días aquí a sol y agua... nos sentimos abandonados’
Los comercios en la Paso Canoas, frontera, están cerrados. Foto: Isaac Ortega
‘Llevamos seis días aquí a sol y agua... nos sentimos abandonados’
Centro comercial en la frontera. Foto: Isaac Ortega
‘Llevamos seis días aquí a sol y agua... nos sentimos abandonados’
Una mujer sale de compras en Paso Canoas. Foto: Isaac Ortega
‘Llevamos seis días aquí a sol y agua... nos sentimos abandonados’
Un adulto mayor aborda un transporte público en Paso Canoas, Chiriquí. Foto: Isaac Ortega.

Edición Impresa