FONDOS PÚBLICOS

Austeridad alcanza extensión del Metro hacia Villa Zaíta

Austeridad alcanza extensión del Metro hacia Villa Zaíta
Austeridad alcanza extensión del Metro hacia Villa Zaíta

La extensión de la línea 1 del Metro hasta Villa Zaíta, en el distrito de Panamá, aún no comienza a construirse, pero ya enfrenta sus primeros problemas.

+info

Recortan partida para la línea 3 del MetroInversiones en las tres líneas del Metro se verían afectadas por ajuste en presupuesto de 2020Empiezan trabajos de la extensión del Metro de Panamá hasta el aeropuerto de Tocumen 

Es que el Metro de Panamá pidió al Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) un presupuesto de casi $66 millones para el proyecto en 2020, pero le aprobaron únicamente $17 millones (25.7%).

De esto dio cuenta Agustín Arias, director de Proyectos y Planificación del Metro de Panamá, durante la sustentación del presupuesto de esa entidad para el próximo año en la Comisión de Presupuesto de la Asamblea Nacional.

La obra tiene un costo total de $177 millones y espera beneficiar a casi 300 mil personas en Ernesto Córdoba, Chilibre, Las Cumbres y Alcalde Díaz.

La extensión sería de 2.3 kilómetros, desde la estación de San Isidro, uno de los extremos actuales de la línea 1, hasta Villa Zaíta.

Actualmente, el proyecto espera que el MEF apruebe la propuesta de financiamiento del contratista, para entonces proceder a la formalización del contrato, y luego al refrendo de la Contraloría General de la República (CGR).

Roberto Roy, presidente y director general del Metro, dijo que pidieron apoyo a la Comisión de Presupuesto de la Asamblea y confía en que pueden llegar a un acuerdo con el MEF en los próximos meses.

“La extensión de Villa Zaíta fue licitada. Está en la última etapa antes de iniciar la obra y tenemos un recorte del presupuesto. Confío en que se va a hacer con el apoyo del MEF”, indicó.

La obra fue adjudicada en julio pasado al Consorcio Línea 1 Panamá Norte, integrado por la empresa española OHL, mencionada por medios de ese país, como El Mundo, en investigaciones por supuestos contratos estatales irregulares; y por la portuguesa Mota Engil.

Respecto al escándalo que envuelve a OHL, el Metro de Panamá informó que el contrato contempla una fianza de cumplimiento por el 25% del monto contractual, y los miembros del consorcio son “solidariamente responsables” en las obligaciones del contrato.

Ante el posible escenario de que no se llegue a un acuerdo con el MEF, Arias resaltó que en el metro han sido muy serios en el modo de ejecutar sus proyectos y hasta ahora no han otorgado ni firmado ningún contrato que no tenga el respaldo presupuestario.

“Vamos a mantener esa línea, porque eso es lo que nos ha dado la credibilidad que tenemos hoy día. Cuando hacemos las licitaciones, se presentan hasta siete proponentes, porque cumplimos con las obligaciones económicas”, dijo.

Agregó que ahora queda sentarse a explorar con el MEF diferentes opciones para crear el espacio fiscal dentro del presupuesto, aún con la mencionada reducción de fondos, para determinar de qué manera se pueden financiar las obras.

Impacto, más allá

El recorte presupuestario también afecta el mantenimiento del sistema.

El director de Operaciones del Metro, Luis Carlos Díaz, detalló que tienen la suficiencia presupuestaria para las líneas 1 y 2 hasta la mitad de 2020, y para el resto del año esperan encontrar, junto con el MEF, el mecanismo financiero que les permita obtener los recursos faltantes.

Por su parte, el diputado Tito Rodríguez, miembro de la comisión de Presupuesto de la Asamblea, dijo estar de acuerdo con que se fortalezca el presupuesto del Metro, a fin de que cumpla con las obligaciones proyectadas para 2020.

Rodríguez, quien fue electo en el circuito 8-9, adonde llegaría la extensión de la línea 1 del Metro, reafirmó la necesidad de esta obra, toda vez que, según admitió, el sistema de transporte hacia esa área es deficiente.

Mientras, Luis Torres, de la Asociación Nacional de Usuarios del Transporte Público, consideró que, precisamente, por la falta de fondos para mantenimiento es que ocurren incidentes en el metro y que llevan a la suspensión del servicio, algunas veces, hasta por varias horas. “Se debe brindar un servicio óptimo a los usuarios y eso es lo que esperamos todos”, señaló.

Calificó como necesaria la extensión de la línea 1, debido a las carencias de transporte público que existen hacia el norte del distrito de Panamá, donde solo corregimientos como Chilibre, que se verían beneficiados con este proyecto, tiene una población de casi 60 mil habitantes.

Según el pliego de condiciones, la obra contará con una estación terminal, que estará conectada con un intercambiador de buses y taxis, el cual poseerá 16 espacios para estacionamiento de buses y tendrá capacidad para atender a 8 mil pasajeros en horas pico.

Sobre el intercambiador de autobuses se elevará un edificio de estacionamientos para unos 800 vehículos. En su momento, la Secretaría del Metro recordó en el pliego de condiciones que “el sector comprendido entre San Isidro y Villa Zaíta, por ser de calles estrechas y edificaciones próximas a la vía Transístmica, no cuenta con espacios para estacionamientos”.

Edición Impresa