Cine y más Cine y más

16 feb El Óscar: el machismo en la categoría de mejor director

En 90 ediciones, apenas 5 mujeres han sido nominadas en la categoría de mejor director en el Óscar. Greta Gerwig está en carrera por ‘Lady Bird’.

Por otro lado, las protagonistas femeninas se redujeron, en Hollywood, en 2017.

Temas:

Greta Gerwig fue nominada en el 2018 al premio Óscar en la categoría de mejor director por 'Lady Bird'. Greta Gerwig fue nominada en el 2018 al premio Óscar en la categoría de mejor director por 'Lady Bird'.
Greta Gerwig fue nominada en el 2018 al premio Óscar en la categoría de mejor director por 'Lady Bird'. AP

A la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas de Hollywood se le acusa, en términos históricos, de ser machista a la hora de decidir quiénes integrarán la categoría de mejor director.

En 90 años de existencia del premio Óscar, solo 5 mujeres han sido tomadas en cuenta en este aparte, aunque varias damas han firmado producciones de gran valor audiovisual.

Hace unas semanas, Greta Gerwig se convirtió en apenas la quinta dama en alcanzar este reconocimiento con la comedia negra familiar Lady Bird. 

A la también actriz y guionista le siguen en esta corta, aunque inmensa proeza, Lina Wertmuller, Jane Campion, Sofia Coppola y Kathryn Bigelow, esta última la única del grupo que ha ganado el premio de esta categoría por el drama bélico The Hurt Locker.

CASO RECIENTE

En su debut como realizadora, Greta Gerwig se unió a Joe Swanberg para estar adelante y detrás de las cámaras y entre los dos además escribieron el guion del drama romántico Nights and Weekends (2008).

Esta película independiente no causó mayor revuelo entre críticos y académicos, por lo que Gerwig decidió esperar casi 10 años para retomar el oficio de directora (esta vez en solitario), y cuando lo hizo recibió múltiples aplausos. 

Lady Bird obtuvo cinco nominaciones al Óscar: mejor película, director (Gerwig), actriz principal ( Saoirse Ronan), actriz de reparto ( Laurie Metcalf) y guion original (Gerwig).

El primer borrador de Lady Bird tenía 350 páginas (equivalente casi a dos Titanic juntos), y un productor le propuso que se la financiaba si otra persona la dirigía y Gerwig se negó al ofrecimiento, porque pensaba que ella era la apropiada para contar la tensa y divertida relación entre una joven con sueños de libertad y una madre controladora que teme dejar que su hija construya su propio universo.

CUATRO CINEASTAS QUE HICIERON HISTORIA

Una mirada a las primeras cuatro realizadoras en ser nominadas en la categoría de mejor director de la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas de Hollywood.

PRIMER CASO

Lina Wertmuller fue la primera que logró una nominación al Óscar por Pasqualino Settebellezze ( Pasqualino: siete bellezas, Italia, 1975).

Esta comedia bélica, que ocurre durante la Segunda Guerra Mundial, obtuvo nominaciones a la estatuilla dorada como mejor película, director, guion adaptado ( Robert Getchell), montaje ( Robert C. Jones y Pembroke J. Herring), fotografía ( Haskell Wexler), canción original ( Leonard Rosenman) y vestuario ( William Ware Theiss).

Pasqualino Settebellezze, que había sido nominada al premio Globo de Oro en el aparte de mejor película extranjera, obtuvo al final el Óscar por su fotografía y su canción original.

Ese 1976 la dirección fue una campaña campal entre grandes creadores.  Quien se quedó con el Óscar fue John G. Avildsen por el drama deportivo Rocky y venció a colegas superiores como Alan J. Pakula, por Todos los hombres del presidente; Ingmar Bergman, por Cara a cara; y Sidney Lumet, por Network.

SEGUNDO CASO

Jane Campion escribió y dirigió The Piano ( Nueva Zelanda, 1993), que se desarrolla en 1851 y que consolidó como actrices dramáticas a Holly Hunter y Anna Paquin.

La historia de una viuda que prácticamente es obligada a volverse a casar, su pasión por el piano y su secreta relación con un pescador fue nominada en la edición 66 del Óscar como película, director ( Jane Campion), actriz principal ( Holly Hunter), actriz de reparto ( Anna Paquin), guion original ( Jane Campion), montaje ( Veronika Jenet), fotografía ( Stuart Dryburgh) y vestuario ( Janet Patterson).

The Piano, que venía de ganar dos distinciones en el Festival Internacional de Cine de Cannes ( Palma de Oro y mejor intérprete para Hunter), se llevó a casa tres Óscar: actriz principal, actriz de reparto y guion original.

Ese año de 1994 fue Steven Spielberg quien se alzó como director por La lista de Schindler, que aquella noche ganó 7 de las 12 nominaciones a las que aspiraba.

TERCER CASO

Sofía Coppola, hija del director, guionista y productor Francis Ford Coppola, Lost in Translation ( Estados Unidos, 2003), una comedia dramática que pronto se convirtió en una película de culto tanto para los espectadores como para los estudiosos del séptimo arte.

La historia de una cercana amistad entre un veterano intérprete de capas caída y una joven aburrida casada, llegó a la edición número 76 de los Óscar con cuatro nominaciones: película, director ( Sofía Coppola), actor principal ( Bill Murray) y guion original ( Sofía Coppola, este aparte fue el único triunfo de este filme).

Aquel 2004 fue el paso arrollador de El señor de los anillos: El retorno del rey, que arrasó con 11 premios Óscar, incluyendo película y dirección para Peter Jackson.

CUARTO CASO

Kathryn Bigelow decide criticar la guerra en general y la de Irak en particular en The Hurt Locker, la que recibió 9 nominaciones en la versión 82 del Óscar, y cuando terminó la ceremonia venció en 6 de los apartes: película, director (Bigelow), guion original ( Mark Boal), montaje ( Bob Murawski y Chris Innis), sonido ( Paul N.J. Ottosson y Ray Becker) y efectos sonoros ( Paul N.J. Ottosson).

Perdió en mejor banda sonora ( Marco Beltrami y Buck Sanders), fotografía ( Barry Ackroyd) y actor principal ( Jeremy Renner).

Aquella noche de 2010 fue histórica por partida doble: fue la primera vez que una mujer ganó mejor director y ha sido la única ocasión en que una mujer firma un largometraje que destaca como mejor película.

También Bigelow ha sido la única de este grupo femenino que tuvo un segundo triunfo; con Zero Dark Thirty llega a las categorías de mejor película, actriz principal ( Jessica Chastain), guion original ( Mark Boal), montaje ( Dylan Tichenor y William Goldenberg) y efectos sonoros ( Paul N.J. Ottosson, lo ganó).

OMISIONES

La estatuilla dorada ha pasado de largo a otras mujeres que han firmado grandes producciones.

Por ejemplo, Ava DuVernay ( Selma, 2014); Lisa Cholodenko ( The Kids Are All Right, 2010); Susanne Bier ( En un mundo mejor, 2010); Lone Scherfig ( An Education, 2009); Lucrecia Martel ( La mujer sin cabeza, 2008); y Sarah Polley ( Away from Her, 2006).

También era de rigor que incluyeran a Julie Taymor ( Frida, 2002); Mary Harron ( American Psycho, 2000); Claire Denis ( Beau travail, 1999); Mira Nair ( Salaam Bombay!, 1988); Deepa Mehta ( Fuego, 1996) y Penny Marshall ( Despertares, 1990), entre otras.

POCO PROTAGONISMO

Si a las directoras se les complica tener bajo su responsabilidad un proyecto, y que de paso, si los resultados estéticos son los mejores, sean reconocidas con una nominación al Óscar, a las actrices también les es difícil llegar a tener un papel estelar.

Si bien Beauty and the Beast, del realizador Bill Condon y con Emma Watson como su figura principal, hizo en un total global $1,263,521,126, y por más que Wonder Woman, de Patty Jenkins y protagonizada por Gal Gadot, obtuvo 821.8 millones de dólares a nivel mundial, "las protagonistas femeninas se redujeron 5% en las 100 películas más lucrativas de 2017", de acuerdo a la agencia de noticias AP, la que a su vez citó los resultados de un estudio de las mujeres en el cine y la televisión de Estados Unidos, elaborado por el San Diego State University.

La investigación, titulada " It's a Man's (Celluloid) World" (Es un mundo masculino, de celuloide), "encontró que las mujeres tuvieron el 24% de los personajes protagónicos el 2017 en comparación con el 29% de 2016", y que el caso de Star Wars: The Last Jedi ($1,329,046,796), de Rian Johnson, con un elenco con presencia femenina fue una excepción más que una regla.

"Los investigadores concluyeron que a pesar de que 32% de las películas tuvieron 10 o más personajes femeninos con diálogos, 79% tenían 10 o más personajes masculinos", añadió el estudio.

Aunque hay buenas noticias. "A pesar de esa reducción, los personajes femeninos de raza negra aumentaron de 14 a 16% y las latinas pasaron de 3 a 7%. Los personajes asiáticos femeninos aumentaron de 6 a 7%".

Esta investigación analizó 2.361 personajes de entre las 100 películas más taquilleras de 2017.

Comentarios

Cerrar

La función de comentar está disponible solo para usuarios suscriptores. Lo invitamos a suscribirse y obtener todos los beneficios del Club La Prensa o, si ya es suscriptor, a ingresar.

Suscríbase gratis por 30 días Prueba
Adquiera un plan de suscripción Suscríbase
Cerrar

Por favor introduzca el apodo o nickname que desea que aparezca en sus comentarios:

Comentar 0 comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Corporación La Prensa, S.A.